Connect with us

Politica

Mauricio Macri ya tiene preparado un decreto para reglamentar la transición presidencial y que queden pruebas de la “herencia real”

Publicado

on

Quiere establecer parámetros para que el proceso sea “ordenado, pacífico y transparente”. El borrador de la normativa, al que accedió Clarín, enumera los datos mínimos que se deben entregar y el plazo para hacerlo.

Mientras espera que en su regreso de México, Alberto Fernández dé luz verde a su tropa para que empiece el diálogo “bilateral” con sus ministros, Mauricio Macri busca tomar recaudos para que la transición de Gobierno sea exitosa. Y evalúa formalizarla con un decreto reglamentario que establezca algunos parámetros concretos y estándares mínimos de cumplimiento para la gestión saliente.

Así lo confirmaron a Clarín altas fuentes oficiales, al tanto del proyecto que elaboró el secretario de Asuntos Políticos, Adrián Pérez; y ya analiza, en la Jefatura de Gabinete y a pedido de Marcos Peña, el secretario de Fortalecimiento Institucional, Fernando Sánchez.

(Visited 8 times, 1 visits today)
Comentá aquí

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Nacionales

Alberto Fernández, contra los protocolos de seguridad: “Sirvieron para lamentar víctimas de violencia institucional”

Publicado

on

Por

Si bien no confirmó si los derogará, fue muy crítico. Antes, Patricia Bullrich había advertido que si eso sucede, las fuerzas de seguridad “perderán confianza”.

En las últimas horas surgieron versiones que indican que en cuanto asuma la presidencia, Alberto Fernández​ derogará los protocolos de seguridad establecidos por el gobierno de Mauricio Macri.

El plan del nuevo gobierno, según esas informaciones, estaría enfocados en mantener el Ministerio de Seguridad pero derogar por decreto los protocolos de actuación que desplegó la ministra de esa cartera, Patricia Bullrich​ para la Policía Federal, la Gendarmería o la Prefectura.

Este viernes, y luego de que la ministra le advirtieron públicamente que si eso ocurre “las fuerzas de seguridad perderán confianza y se verá reflejado en la gente”, el presidente electo no confirmó qué hará con esos programas, aunque fue muy crítico.

“Le pediría a la ministra Bullrich que reflexione sobre lo que hizo. Esos protocolos no sirvieron para mucho, diría que sirvieron para lamentar víctimas de violencia institucional, simplemente. No sirvieron para nada”, sostuvo.

En declaraciones a radio El Destape, Fernández aseguró que “al cambiar un protocolo que legítima que un policía dispare por la espalda cuando alguien se está escapando, no habla bien del Estado que lo permite”.

“Ese protocolo sirvió solamente para que los policías pudieran aducir una causa de justificación que se llama cumplimiento de un deber. Ahora, cuando un policía dispara por la espalda, va con esa norma y dice que está cumpliendo su deber. Tanto hablan de impunidad, pero la impunidad es para todos, también para los agentes del orden que se abusan“, agregó.

Los dichos de Bullrich

Más temprano, Bullrich había advertido que “si derogan el protocolo, las fuerzas perderán confianza y eso se verá reflejado en la gente”, y agregó: Nosotros le recomendamos que no lo hagan.

En esa línea, la ministra le sugirió al futuro presidente: “En vez de actuar impulsivamente, lea y estudie el protocolo un poco más. No quiero prejuzgarlos, quiero que analicen las cosas con más tiempo. Las fuerzas le dan seguridad a la gente porque ellas se sienten seguras”.

En ese sentido, repasó los logros del protocolo de pedido de DNI en los trenes metropolitanos y defendió su iniciativa: “Hoy la gente viaja tranquila”.

Luego, aportó cifras y afirmó que lograron bajar el “85% de los delitos en trenes”, algo que calificó como “inédito”. E insistió en aconsejar a la nueva gestión: “La transformación que hubo hace que yo diga que no actúen bajo reflejo”.

Consultada en radio La Red por la posibilidad de “la doctrina Zaffaroni” en el gobierno de Alberto Fernández, la ministra consideró: “Si desprotegen a la policía y las fuerzas de seguridad bajando el protocolo de uso de armas de fuego, pasará lo que pasaba con el garantismo y es que cada vez que un policía usaba correctamente un arma de fuego terminaba preso”.

“En 2015 había 96 policías muertos, el año pasado nosotros tuvimos 24”, aportó Bullrich y consideró: “Cuanto más seguros se sienten ellos, mejor actúan”.

Sobre el final de la entrevista con Luis Novaresio, la ministra sugirió que si están considerando derogar el protocolo de armas de fuego “lo piensen” y aseveró: “Les va a salir el tiro por la culata”.

Más tarde, en conversación con A24, la ministra agregó: “El protocolo de armas de fuego ha sido bombardeado por el kirchnerismo. Se presentaron siete medidas. Si lo quieren derogar estaría bueno charlarlo”.

(Visited 5 times, 2 visits today)
Seguir leyendo

Politica

Hugo Moyano aspira a que Alberto Fernández le permita administrar OCA en forma directa

Publicado

on

Por

El camionero pretende que designe a un moyanista, en reemplazo del interventor que puso Macri. Y que el futuro Gobierno le entregue mercadería para que distribuya ese correo.

Hugo Moyano quiere dos cosas y se las habría ya pedido al presidente electo Alberto Fernández, con respecto al correo OCA: que le permita administrarlo en forma directa, a través de un hombre suyo en la intervención de la empresa; y que el próximo Gobierno le entregue mercadería, para que distribuya ese correo y recupere el volumen que tenía cuatro años atrás.

Según dos fuentes que participan de esa negociación, todavía no se sabe qué hará Alberto Fernández, quien suele escuchar todos los pedidos, pero evita dar respuestas sobre qué hará cuando asuma como Presidente de la Nación.

“Alberto (Fernández) sabe la importancia que tiene OCA para Hugo (Moyano), así que esperamos que nos cumpla con lo que necesitamos”, dijo una fuente cercana al líder de Camioneros, quien participó el viernes pasado de la reunión del presidente electo con los dirigentes gremiales en la sede de la CGT.

Es que OCA es el mayor correo privado del país y tiene la mayor cantidad de afiliados al gremio de Camioneros (6.000), organización que pagó parte del sueldo de sus empleados durante varios meses de 2016, período en el que el propio Moyano tomó el control de la compañía por la fuerza, hasta que la Justicia ordenó la reincorporación de Patricio Farcuh, quien era el dueño de la empresa.

Luego OCA fue a la quiebra, en abril pasado -con continuidad de sus operaciones-, a pedido de la AFIP, organismo al que le debe $8.600 millones.

El juez Pablo Tejada designó tres administradores judiciales, pero uno renunció el mes pasado.Y el gobierno de Mauricio Macri acordó con Moyano poner otros dos administradores de la compañía, para intentar mantenerla a flote, hasta que la Justicia la subaste: Pablo Yannibelli, director de Fiscalización del Trabajo y la Seguridad Social de la Secretaría de Trabajo; y Rodrigo Condorí, abogado de la Federación Nacional de Camioneros.

Precisamente, el pedido de Moyano a Alberto Fernández es que designe a un hombre del riñón de Camioneros, en reemplazo de Yannibelli, para manejar en forma directa a los dos interventores. Y que el próximo Gobierno entregue paquetes y facturas, para que distribuya OCA.

Uno de los principales negocios de este correo privado es la paquetería, de donde provienen un tercio de sus ingresos. A principios de 2016, distribuía 1,65 millón de paquetes mensuales; mientras que ahora entrega sólo 0,62 millón por mes, según fuentes de la compañía.

El principal cliente de OCA en el rubro de la paquetería era Mercado Libre, que pasó de distribuir casi 1 millón de paquetes a poco más de 50.000, en estos cuatro años, lo cual explica el 80% de la caída en el negocio del correo en este segmento de negocio. El resto de la baja corresponde a bancos privados y a los gobiernos nacional y de la provincia de Buenos Aires, que dejaron de darle no sólo paquetes, sino también parte de las facturas oficiales y de servicios públicos que antes distribuía OCA.

Mercado Libre es una de las empresas interesadas en comprar OCA, cuando se subaste en febrero o marzo del año que viene. Habrá que ver si para ese entonces Alberto Fernández cede a los pedidos de Hugo Moyano y el líder Camionero pasa a tener mayor control sobre el correo privado más importante del país.

(Visited 3 times, 1 visits today)
Seguir leyendo

Politica

Alberto Fernández define su gabinete: los nombres que tienen un lugar asegurado y la lista de los que están en carrera

Publicado

on

Por

Como lo hizo Néstor Kirchner. También como Cristina Fernández. El electo presidente por el Frente de Todos espera poder preservar los nombres de su futuro gabinete el mayor tiempo posible, probablemente hasta la semana anterior a su asunción. Al menos planea guardarse para sí aquellos nombres sobre los que no ha dado más que señales confusas. Para sumar capital político a su arranque apelará a la sorpresa, en la medida de lo posible, y a preservar del desgaste público a las figuras centrales. Además tiene mucho por conversar con Cristina Kirchner, frente a frente.

La transición y el armado del equipo sufrieron una pausa por varias razones. En primer lugar en el entorno del futuro presidente creen que Mauricio Macri piensa más en el márketing y en cómo contar la transición que en el recambio real. De hecho ha habido cruces de información entre los allegados a ambos pero no reuniones formales de traspaso de información. La documentación es pública y solo falta la puesta al día para actualizar los últimos datos, sostienen ahora en la zona de Puerto Madero varios funcionarios que pasaron por varias administraciones públicas. “Con la clave de wi fi arrancamos a trabajar”, asegura uno de ellos que sin pistas sobre el lugar que ocupará planea algunas estrategias.

Evo Morales fue la otra razón por la que el fin de semana Fernández se alejó del armado de su futuro gobierno. Pensaba, y sus pasos así lo indicaban, en reactivar foros regionales progresistas. La liberación de Lula Da Silva potenció esa idea. Pero menos de dos días después tuvo que salir a denunciar un “golpe” en Bolivia y se puso al frente de las negociaciones con presidentes de América Latina para lograr la salida de Morales de su país con destino seguro en México. Siguió telefónicamente el minuto a minuto desde antes de la renuncia y hasta la llegada al DF donde la semana pasada Alberto Fernández se reunió con el presidente Andrés Manuel López Obrador. Lejos de considerar que la caída de Evo Morales, a quien también visitó en campaña, significa una herida a su proyecto político, en el ‘albertismo’ están seguros de que sus rápidas gestiones lo pusieron en el centro de la escena regional y lo ayudarán a construir un liderazgo vacante. Excepto con el brasilero Jair Bolsonaro, subrayan que Fernández habla con todos.

Antes de que el líder boliviano aterrizara en México, Fernández se propuso una idea: lograr que el Gobierno argentino declare que lo sucedido en el vecino país fue un golpe. Leyó con beneplácito las declaraciones de la UCR y en forma individual de varios importantes dirigentes radicales, del diputado del PRO Daniel Lipoveztky y de la ex canciller Susana Malcorra. Pero en Diputados el peronismo unido intentaría con la izquierda y un puñado de radicales aprobar un proyecto de declaración a favor del reestablecimiento de las instituciones y el rechazo a la abrupta salida de Evo Morales. Es decir, coinciden en mucho pero la Casa Rosada esquiva la palabra tabú: “golpe”. Lo que vote el Congreso será una señal: un empate, una derrota o un triunfo ‘albertista’. Invierten gestiones en esas negociaciones Agustín Rossi y Felipe Solá, todavía diputado nacional y posible futuro canciller. Cada uno presentó un proyecto distinto, además de otros tres de la oposición y uno que busca redactar Cambiemos para conformar a la UCR, la Coalición Cívica y el PRO. Tal vez se defina directamente en el recinto.

El armado del nuevo gobierno

Con la CGT; Fernández busca un acuerdo social y contener las demandas (Maximiliano Luna)

Con la CGT; Fernández busca un acuerdo social y contener las demandas (Maximiliano Luna)

En línea en forma diaria con Cristina Kirchner, que se quedará el resto de la semana en Cuba junto con su hija Florencia Kirchner, Fernández avanza en el armado de su gobierno, las prioridades de su gestión y el gabinete. “No puedo hablar”, dice alguien con acceso a información mientras que otra persona asegura, sin que le crean, que el presidente electo no da más pistas que las obvias.

Cada mañana se ve llegar a las oficinas de Puerto Madero a una pareja de economistas maletín en mano: Matías Kulfas y Cecilia Todesca. No hay dudas de que estarán en el gabinete pero siguen en carrera otros nombres como Guillermo Nielsen y Roberto Lavagna. Para Justicia se puntea a Marcela Losardo; para Seguridad a Diego Gorgal; para Desarrollo a Daniel Arroyo (que tendría muchos pedidos para los cargos por debajo del de ministro); para Trabajo mencionan a Claudio Moroni aunque no se lo vio en ninguna actividad vinculada con el tema en la que haya estado Fernández; para Salud se habla de Ginés González García o alguien de su staff; para Cultura el cineasta Tristán Bauer y para Educación, Nicolás Trotta. En Diversidad de géneros y Mujer hay todavía tres nombres: Victoria Donda, Dora Barrancos y Malena Galmarini. Deportes y Turismo tienen muchos aspirantes, desde Facundo Moyano que hace fuerza en su propio nombre (y su padre Hugo también pide por él) a Daniel Scioli que no quiere irse del país y prefiere evitar una embajada para quedarse en la política cotidiana en Argentina. Se menciona al juez Daniel Rafecas para la Procuración y se desmiente que haya una ampliación de la Corte. El intendente Gabriel Katopodis podría ir a Producción aunque también podría ser un puesto para Kulfas y tiene lugar asegurado María Eugenia Bielsa como futura ministra de la Vivienda. Otros nombres que rondan distintas áreas sensibles son Alberto Iribarne, Julio Vitovello, Gabriel Fuks y Leandro Santoro. “Hay que mirar adónde va Florencio Randazzo”, avisa un viejo amigo albertista que espera esa señal para imaginar cómo se mueven el resto de las piezas.

Sin embargo, la lista de los que pasan por Puerto Madero es más corta. En el mismo piso tienen oficinas quienes ya parecen ocupar cargo fijo: Santiago Cafiero que se ocupa de toda la agenda; Gustavo Béliz que prepara la estructura del Estado junto con Vilma Ibarra; su amigo Juan Manuel Olmos, un operador todo terreno y con vínculos en el Poder Judicial pero también a cargo de cuestiones operativas; Eduardo ‘Wado’ de Pedro que no ocupa un espacio físico pero suele estar en reuniones importantes y el productor Francisco ‘Pancho’ Meritello que desembarcó en las oficinas y ‘suena’ para ocupar algún lugar en el Sistema Federal de Medios.

Con Axel Kicillof también habla Fernández en forma permanente aunque el gobernador electo está abocado a su armado en línea con Máximo Kirchner y De Pedro y con un grupo grande de intendentes del Conurbano bonaerense liderados por Martín Insaurralde. Incluso habría recibido señales desde los que pasarán a ser oposición.

Transición, gobernadores y futura gestión

Fernández se reserva información y espera el regreso de su compañera de fórmula para definir algunas cosas (Photo by RONALDO SCHEMIDT / AFP)

Fernández se reserva información y espera el regreso de su compañera de fórmula para definir algunas cosas (Photo by RONALDO SCHEMIDT / AFP)

Parte de los números de la gestión los tienen los técnicos de Alberto Fernández en el proyecto de ley de Presupuesto que ya fue ingresado al Congreso de la Nación, enviado en tiempo y forma por el ministro de Hacienda Hernán Lacunza. El Frente de Todos buscará acuerdos y modificaciones para votarlo después del 10 de diciembre, mes en el que apuntará a darle forma al Consejo Económico y Social y el Consejo de Seguridad para atender los temas más urgentes. Comanda el operativo Sergio Massa que también avanza en el diálogo con los diputados actuales y los que jurarán dentro de algunos días: en las mismas charlas tiene que cerrar acuerdos sobre quién estará al frente del Interbloque del Frente de Todos. A todos los citaron para dentro de una semana y media.

En el Senado los gobernadores resisten con sus representantes. Prefieren mantener dos bloques antes que quedar bajo la presidencia de una kirchnerista como Anabel Fernández Sagasti. Es una de las versiones. Que ella reemplace a Marcelo Fuentes y que el cordobés Carlos Caserio se mantenga en el lugar que ocupó desde el paso al costado de Miguel Pichetto. El otro escenario posible es que la Vicepresidenta haga un gesto por la unidad como aquel 18 de mayo en que eligió a Alberto Fernández como número uno y se corrió. En tal caso, si ella pide a su bloque un ‘renunciamiento’, Caserio tendría allanado el camino para presidir el bloque unificado con respaldo de los gobernadores que a su vez garantizarán la gobernabilidad a Fernández. CFK entonces nombraría la línea sucesoria: tiene para elegir entre la ex candidata a gobernadora mendocina Fernández Sagasti y Oscar Parrilli, su fiel ex secretario electo en octubre como senador nacional por Neuquén. El único escenario inviable sería el que pone a Caserio como vice del Senado. Ni él ni los gobernadores aceptarían esa posibilidad. Tal vez de algo de eso hayan hablado Fernández y el tucumano Juan Manzur en la reunión que mantuvieron esta semana. Este, como algunos temas clave, se empezarán a definir cuando el fin de semana regrese la Vicepresidenta electa. También la posibilidad de que Carlos Zannini, el ex Secretario General que es funcionario en Santa Cruz tras salir en libertad, se convierta en el Secretario Administrativo del Senado.

(Visited 3 times, 1 visits today)
Seguir leyendo

Más Visitadas