Connect with us

Internacional

Kim Jong-un arrastra a Corea del Norte a la peor crisis económica en 20 años: volvió a reprimir toda actividad privada y amplió el control estatal de la sociedad

Publicado

on

El dictador dio marcha atrás con a las modestas reformas, adelantó que planea drásticas contra la cultura y los medios de comunicación extranjeros, y prepara una “poderosa campaña de masas contra las prácticas contrarias al estilo de vida socialista”

El último plan económico de Corea del Norte fracasó “tremendamente”, se quejó. Y su círculo interno carecía de un “punto de vista innovador y tácticas claras” en la elaboración de uno nuevo, dijo Kim al Partido de los Trabajadores gobernante el mes pasado, gritando y señalando con el dedo a los delegados de aspecto asustado.

Su ministro de Economía, nombrado en enero, ya ha sido despedido.

No es del todo sorprendente. Corea del Norte está sufriendo su peor caída en más de dos décadas, según los expertos. Se trata de una combinación de sanciones internacionales y, sobre todo, de un bloqueo autoimpuesto al comercio internacional en un intento de mantener a raya la pandemia de coronavirus.

La escasez de piezas de repuesto suministradas habitualmente desde China ha provocado el cierre de fábricas, incluida una de las mayores plantas de fertilizantes del país, y ha paralizado la producción de las envejecidas centrales eléctricas del país, según las noticias. La escasez de electricidad, un problema crónico desde hace tiempo, se ha agudizado tanto que incluso se ha detenido la producción en algunas minas de carbón y otras, según admitió el propio Kim a mediados de febrero.

“Sin materiales, materias primas y componentes importados, muchas empresas se detuvieron, y la gente, en consecuencia, perdió sus puestos de trabajo”, dijo Alexander Matsegora, el embajador ruso en Corea del Norte, a la agencia de noticias Interfax.

Es poco probable que el dolor económico amenace al régimen de Kim o fuerce un retroceso en el enfrentamiento de Corea del Norte con Estados Unidos y sus aliados sobre el programa nuclear de Pyongyang. Tampoco debería provocar una hambruna -como ocurrió en la década de 1990, cuando murieron cientos de miles de personas-, en parte porque la producción y distribución de alimentos ha mejorado en las últimas décadas y el aliado China probablemente acudiría al rescate de Corea del Norte, dicen los expertos.

Pero presagia más dolor y miseria para millones de norcoreanos de a pie.

Incluso en la capital, Pyongyang, bastión del régimen y hogar de su élite, los estantes se han vaciado y es difícil incluso comprar productos básicos como pasta, harina, aceite vegetal y azúcar, dijo Matsegora, así como ropa y zapatos adecuados.

“Si se consigue algo, es tres o cuatro veces más caro que antes de la crisis”, dijo a Interfax.

Pero la respuesta de Kim a los riesgos de la crisis parece estar empeorando la situación.

Andrei Lankov, profesor universitario ruso afincado en Seúl, lo calificó de “dramático giro de 180 grados”. Kim ha dado la espalda incluso a las modestas reformas económicas y de mercado y ha vuelto al leninismo de facto, haciendo hincapié en la planificación central y tratando de reprimir la actividad empresarial privada que se ha convertido en un pilar de la economía mixta del país, dijo.

Su ministro de Economía, nombrado en enero, ya ha sido despedido.Su ministro de Economía, nombrado en enero, ya ha sido despedido.

En sus discursos ante el partido gobernante, Kim exigió la restauración y el fortalecimiento del sistema en el que la economía funciona “bajo la dirección y gestión unificada del Estado”, poniendo especial énfasis en las industrias metalúrgica y química como “eslabón principal de toda la cadena de desarrollo económico”.

Kim también anunció planes para ampliar el control estatal de la sociedad, tomar medidas drásticas contra la cultura y los medios de comunicación extranjeros, y lanzar una “poderosa campaña de masas contra las prácticas contrarias al estilo de vida socialista.”

Benjamin Katzeff Silberstein, académico no residente del centro de estudios de política exterior Stimson Center, dijo que Kim no está dispuesto a emprender reformas serias en el sistema controlado por el Estado. “Lo único que le queda es culpar a los funcionarios por no hacer bien su trabajo”, dijo, “como si un funcionario más competente pudiera trabajar dentro del sistema y hacerlo más eficiente, cuando, en realidad, el problema es el propio sistema”.

Los gestores económicos de Corea del Norte están volando a ciegas, sin siquiera los datos fiables que necesitarían para dirigir una economía dirigida, dijo Kim Byung-yeon, profesor de economía de la Universidad Nacional de Seúl.

Las pocas pistas que puede obtener sugieren que la producción de cemento ha caído un 25 por ciento desde 2016, mientras que las entrevistas con los desertores sugieren que los ingresos de los hogares disminuyeron una cantidad similar entre 2017 y 2019. La economía en general puede haberse contraído un 20 por ciento desde 2017, “calcula”.

En las zonas rurales, hay muchos días en los que los hogares solo reciben dos horas de electricidad, informa el servicio de noticias Daily NK, con sede en Seúl, mientras que la escasez de fertilizantes podría agravar una situación alimentaria ya inestable.

Pero es la escasez de bienes en Pyongyang y el posible descontento entre las élites lo que tendrá más preocupado a Kim, según los expertos.

Su intento de reimponer el control estatal de la economía puede estar impulsado en parte por el deseo de acorralar los limitados recursos existentes. Pero también podría estar impulsado simplemente por la inseguridad. “Hacer que una economía estalinista funcione hoy en día es tan imposible como enseñar a los cerdos a volar”, dijo Lankov. “Probablemente lo entiende, pero también se siente inseguro de perder el control. Decidió que, en los días de crisis, debía aumentar el control sobre la economía y la población”.

Lankov señaló que el padre de Kim, Kim Jong Il, osciló entre hacer la vista gorda a la empresa privada, promover activamente las reformas de mercado y volver al control estatal durante su gobierno. Ahora parece que su hijo podría seguir el mismo camino. “Solía creer que Kim Jong Un sería diferente a su padre”, dijo. “No esperaba que entregara sus armas nucleares ni que persiguiera la liberalización política, pero sí que persiguiera la liberalización económica”.

Desde la década de 1990, Corea del Norte ha permitido cierto grado de empresa privada como única forma de evitar el colapso económico total, permitiendo a los comerciantes vender alimentos y bienes de consumo en los mercados, y a otras personas dirigir pequeños negocios. Desde que asumió el poder, Kim había ampliado discretamente estas libertades en medidas “claramente copiadas de China en la década de 1980”, dijo Lankov.

Ahora, el aparente giro de Kim hacia la planificación central y la filosofía “juche” de autosuficiencia es poco realista en una economía que dependía del comercio con China, dicen los expertos.

“La economía era bastante abierta antes de las sanciones”, dijo Kim, profesor de la Universidad Nacional de Seúl. “Intenta animar a la gente diciendo que pueden superar la crisis con la ideología juche. Pero si realmente intenta aplicarla, empeorará la situación económica”.

La crisis es en parte autoinfligida, impulsada por lo que Katzeff Silberstein llama una “notable paranoia” sobre la pandemia de coronavirus, que vio al régimen no sólo bloquear el movimiento de personas a través de su frontera con China – con guardias armados con órdenes de disparar a la vista – sino también bloquear el movimiento de mercancías.

A pesar de la crisis, dijo Lankov, es poco probable que el cálculo diplomático de Corea del Norte cambie, y ciertamente no inducirá a Kim a ir con la mano en la masa a pedir ayuda a Washington o Seúl.

Kim nunca va a entregar sus armas nucleares, que considera esenciales para la supervivencia de su régimen y su familia, dijo Lankov.

“Kim Jong Un quiere básicamente negociar la eliminación parcial o total de las sanciones, pero a un coste limitado”, dijo. “La desnuclearización no es aceptable para los norcoreanos, por lo que si los estadounidenses sólo quieren hablar de desnuclearización, significa que nadie va a hablar con ellos”.

(Visited 5 times, 1 visits today)
Comentá aquí

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Coronavirus

Experimento en Brasil: en un día vacunaron a todos los adultos de una ciudad contra el coronavirus

Publicado

on

Por

Fue realizado en Botucatu, por la fundación de Bill Gates y la OMS. Buscan datos sobre la eficacia de la inmunización masiva.

Brasil, uno de los países más castigados por la pandemia de coronavirus en el mundo, vacunó este domingo contra la covid-19 a todos los adultos de una ciudad de 150.000 habitantes como parte de un estudio inédito que puede dar referencias mundiales sobre la eficacia de la inmunización masiva.

El proyecto, apoyado por la Fundación Bill y Melinda Gates y que tuvo el aval de la Organización Mundial de la Salud (OMS), convirtió a Botucatu, una ciudad mediana en el interior del estado brasileño de San Pablo, en un laboratorio mundial para un “estudio de vida real” de la inmunización contra la covid-19.

Los responsables por el proyecto se impusieron la meta de vacunar este domingo a unas 80.000 personas de entre 18 y 60 años, que corresponden a poco más del 80% de los 106.000 adultos de Botucatu, una ciudad ubicada a 237 kilómetros de San Pablo, la mayor ciudad brasileña, y que cuenta con sede de importantes universidades.

Como los mayores de 60 años ya habían sido vacunados durante la campaña nacional de inmunización iniciada el 18 de enero, la expectativa es que al menos el 90% de todos los adultos de la ciudad estén inmunizados al final de este domingo.

La campaña forma parte de un estudio promovido por el Ministerio de Salud y la Universidad Estatal Paulista (Unesp) para estudiar la eficacia de la inmunización masiva con la vacuna desarrollada conjuntamente por el laboratorio AstraZeneca y la Universidad de Oxford, que también se sumó al experimento.

Igualmente promueve el experimento la Fundación Oswaldo Cruz, vinculada al Ministerio de Salud, mayor centro de investigación médica de América Latina y que tiene la licencia para fabricar en Brasil 210 millones de dosis de la vacuna de Oxford.

En este estudio de fase cuatro, además de verificar la capacidad de la vacuna de Oxford para reducir los casos, las hospitalizaciones y las muertes por covid-19, se pretende analizar la eficacia de la vacunación masiva y la del inmunizante contra las nuevas variantes del coronavirus en circulación en Brasil.

El experimento tiene una duración de ocho meses e incluye la aplicación de las dos dosis de la vacuna -con intervalo de tres meses- y el seguimiento del estado de salud de todos los que fueron inmunizados, así como el de los habitantes de las ciudades vecinas, que serán usados como base para una comparación.

Los responsables por el estudio realizarán secuencias genéticas de las muestras de todos los residentes de Botucatu que contraigan el virus después de ser inmunizados para identificar las variantes que siguen provocando casos de la covid-19 e intentar identificar características genéticas o de comportamiento que puedan incidir en la prevalencia de las infecciones.

El estudio puede ayudar a definir estrategias a seguir después de la vacunación contra la covid-19 en Brasil, el segundo país en el mundo en número de muertes por la enfermedad, con cerca de 435.000 víctimas, y el tercero en número de contagios, con unos 15,6 millones de casos.

Brasil, con 84 millones de vacunas ya distribuidas en todo el país de los laboratorios AstraZeneca, Sinovac y Pfizer, ya aplicó la primera dosis de los inmunizantes a cerca del 19 % de su población y las dos dosis a casi el 10%.

Según el epidemiólogo Cargos Magno Fortaleza, investigador de la Unesp y uno de los coordinadores del estudio, es la primera vez que una ciudad de más de 100.000 habitantes es sometida a un tipo de experimento de este tipo en el mundo.

El investigador afirmó que Botucatu fue escogida precisamente por su tamaño para que los resultados del estudio puedan dar una “real dimensión” de cómo una vacuna puede impactar en la reducción del número de casos, hospitalizaciones y muertes por la covid-19, y debe servir de referencia para otros países.

“Todos los nuevos casos que sean notificados y confirmados por laboratorio serán acompañados y a todos los virus responsables por esas infecciones se les realizará la secuencia para poder identificar las variantes que siguen circulando y las más resistentes”, agregó Fortaleza.

El experimento es similar a uno puesto en marcha hace algunas semanas en Serrana, otra ciudad del interior del estado de Sao Paulo aunque menor, pero con la diferencia de que en ese municipio se usó la vacuna desarrollada por el laboratorio chino Sinovac y la población adulta fue inmunizada en una campaña de casi un mes de duración.

(Visited 3 times, 1 visits today)
Seguir leyendo

Internacional

Un volcán en Islandia se despertó después de 6.000 años

Publicado

on

Por

El resplandor de la lava burbujeante que sale del volcán Fagradalsfjall se ve desde las 32 kilómetros de distancia.

Con pandemia o sin ella, el mundo nunca se queda quieto. Quizá no hay otro lugar donde esto sea tan evidente como en Islandia, donde un volcán se ha despertado de un sueño de 6.000 años, más o menos.

El resplandor de la lava burbujeante que sale del volcán Fagradalsfjall (AP).

El resplandor de la lava burbujeante que sale del volcán Fagradalsfjall (AP).

El resplandor de la lava burbujeante que sale del volcán Fagradalsfjall se ve desde las afueras de la capital islandesa, Reikiavik, a 32 kilómetros de distancia. Para otros en lugares más lejanos, siempre está la emisión en vivo.

LA “HERMOSA MONTAÑA DEL VALLE”

Pero esta es la primera erupción volcánica en la Península de Reykjanes en unos 800 años, y no hay nada como la emoción de presenciar el poder bruto del Planeta Tierra en primera persona.

El propio nombre del Fagradalsfjall es una combinación de las palabras islandesas para “hermosa montaña del valle”.

La erupción se ve desde las afueras de la capital islandesa, Reikiavik, a 32 kilómetros de distancia (AP).

La erupción se ve desde las afueras de la capital islandesa, Reikiavik, a 32 kilómetros de distancia (AP).

Miguel Angel Morenatti, un fotógrafo independiente de The Associated Press afincado en Sevilla, es un amante de Islandia, y cuando supo de la erupción el 19 de marzo adelantó su viaje a la nación insular en el Atlántico Norte.

Para un fotógrafo de paisajes, señaló, Islandia es un paraíso.

Llegar a la cima toma de dos a tres horas (AP).

Llegar a la cima toma de dos a tres horas (AP).

Llegar a la cima no es para todo el mundo. Es una dura ascensión que toma de dos a tres horas, aunque Morenatti la describió como una experiencia única para los sentidos, y confiaba en que las imágenes capturasen algo de esa “maravilla de la naturaleza”.

(Visited 2 times, 1 visits today)
Seguir leyendo

Coronavirus

¿Por qué la nación más vacunada del mundo vive una nueva ola de coronavirus?

Publicado

on

Por

Seychelles, la nación más vacunada del mundo, ha tenido un aumento de casos a pesar de que gran parte de su población fue inoculada con la vacuna china Sinopharm.

Marie Neige, operadora de un call center de las Seychelles, estaba impaciente por vacunarse. Al igual que a la mayoría de los habitantes de la pequeña nación insular, se le ofreció la vacuna de Sinopharm de China en marzo y estaba ansiosa por estar totalmente protegida en cuestión de semanas.

El domingo, dio positivo en el test de coronavirus.

“Quedé shockeada”, dijo Neige, de 30 años, que está aislada en su casa. Dice que ha perdido el olfato y el gusto y que le duele un poco la garganta. “Se suponía que la vacuna nos protegería, no del virus, pero sí de los síntomas”, señaló. “Yo tomaba todas las precauciones”.

China esperaba que sus vacunas Sinopharm fueran el eje de su programa de diplomacia de vacunas: una dosis fácil de transportar que protegería no sólo a los ciudadanos chinos sino también a gran parte del mundo en desarrollo. Como gesto de buena voluntad, China ha donado 13,3 millones de dosis de Sinopharm a otros países, según Bridge Beijing, consultora que hace un seguimiento del impacto de China en la salud mundial.

En cambio, la empresa, que fabricado dos variedades de vacunas contra el coronavirus, se enfrenta a crecientes dudas sobre la inmunización. Primero fue la falta de transparencia de los datos de sus ensayos de fase tres. Ahora, Seychelles, la nación más vacunada del mundo, ha tenido un aumento de casos pese a que gran parte de la población fue inoculada con Sinopharm.

Para los 56 países que cuentan con la vacuna de Sinopharm para que los ayude a detener la pandemia, la noticia es un revés.

Sol asegurado playas con buen clima todo el año vacaciones descanso en la playa playas en Seychelles

Sol asegurado playas con buen clima todo el año vacaciones descanso en la playa playas en Seychelles

Las diferencias

Durante meses, los expertos en salud pública se habían abocado a tratar de salvar la diferencia de acceso entre los países ricos y los pobres. Ahora, los científicos advierten que las naciones en desarrollo que opten por utilizar las vacunas chinas, que tienen porcentajes de eficacia relativamente más bajos, podrían acabar quedando rezagados respecto de los países que eligen las vacunas fabricadas por Pfizer-BioNTech y Moderna. Esa diferencia podría permitir que la pandemia continúe en países que tienen menos recursos para combatirla.

“Es muy necesario utilizar vacunas de alta eficacia para obtener ese beneficio económico porque, de lo contrario, van a vivir con la enfermedad a largo plazo”, dijo Raina MacIntyre, que dirige el programa de bioseguridad del Instituto Kirby de la Universidad de Nueva Gales del Sur en Sídney. “La elección de la vacuna es importante”.

En ningún lugar las consecuencias han sido más claras que en Seychelles, que dependía en gran medida de la vacuna de Sinopharm para inocular a más del 60% de la población. Esta pequeña nación insular del océano Índico, situada al noreste de Madagascar y con una población de poco más de 100.000 habitantes, está luchando contra una ola de coronavirus y ha tenido que volver a imponer un confinamiento.

De la población vacunada que ha recibido dos dosis, el 57% recibió la de Sinopharm y el 43% la de AstraZeneca. El 37% de los nuevos casos activos corresponde a personas con vacunación completa, según el Ministerio de Salud, que no precisó cuántas personas de ese grupo se vacunaron con Sinopharm.

“A primera vista, se trata de una conclusión alarmante”, dijo el Dr. Kim Mulholland, pediatra del Instituto de Investigación Infantil Murdoch de Melbourne (Australia), que ha participado en la supervisión de numerosos ensayos de vacunas, entre ellos los de la vacuna contra el COVID-19.

Mulholland dijo que los informes iniciales de Seychelles se correlacionan con un porcentaje de eficacia del 50% para la vacuna, en lugar del 78,1% que promociona la empresa.

“Esperaríamos que, en un país donde la gran mayoría de la población adulta está inmunizada con una vacuna eficaz, la enfermedad desapareciera”, dijo.

Villas exclusivas en North Island, Seychelles. Foto: Shutterstock

Villas exclusivas en North Island, Seychelles. Foto: Shutterstock

Los científicos afirman que los brotes de contagios son normales porque ninguna vacuna es 100% efectiva. Pero la experiencia de Seychelles contrasta con la de Israel, que tiene la segunda cobertura de vacunación más alta del mundo y ha conseguido derrotar al virus. Un estudio ha demostrado que la vacuna de Pfizer que utilizó Israel tiene una eficacia del 94% en la prevención de la transmisión. El miércoles, el número de nuevos casos diarios confirmados de COVID-19 por millón de habitantes en Seychelles era de 2.613,38, frente a 5,55 de Israel, según el proyecto The World In Data.

Contagio sí, enfermedad no

Wavel Ramkalawan, presidente de Seychelles, defendió el programa de vacunación del país diciendo que las vacunas de Sinopharm y AstraZeneca han “sido muy útiles para nuestra población”. Señaló que la vacuna de Sinopharm se administró a personas de entre 18 y 60 años y que, en este grupo etario, el 80% de los pacientes que debieron ser hospitalizados no estaban vacunados.

“La gente puede estar contagiada, pero no está enferma. Sólo un pequeño número lo está”, declaró a la Agencia de Noticias de Seychelles. “Así que lo que está ocurriendo es normal”.

Sylvestre Radegonde, ministro de Relaciones Exteriores y Turismo, dijo que el aumento de casos en Seychelles se produjo en parte porque la gente había bajado la guardia, según la Agencia de Noticias de Seychelles. Sinopharm no respondió a un pedido de declaraciones.

En respuesta a un artículo de The Wall Street Journal sobre Seychelles, una portavoz del Ministerio de Relaciones Exteriores de China culpó a los medios occidentales de tratar de desacreditar las vacunas chinas y “tener la mentalidad de que ‘todo lo que tiene que ver con China tiene que ser desprestigiado'”.

En una conferencia de prensa, Kate O’Brien, directora de inmunizaciones de la Organización Mundial de la Salud, dijo que el organismo está evaluando el aumento de los contagios en Seychelles y calificó la situación de “complicada”. La semana pasada, la organización aprobó la vacuna de Sinopharm para uso de emergencia, lo que permite abrigar esperanzas de solucionar la escasez mundial de oferta.

Dijo que “algunos de los casos que se están informando se producen poco después de recibir una sola dosis o poco después de una segunda dosis o entre la primera y la segunda dosis”.

Según O’Brien, la OMS está estudiando las cepas que circulan actualmente en el país, cuándo se produjeron los casos en relación con el momento en que una persona recibió las dosis y la gravedad de cada caso. “Sólo haciendo ese tipo de evaluación podremos determinar si se trata o no de fallas de la vacuna”, dijo.

Pero algunos científicos afirman que cada vez es más evidente que la vacuna de Sinopharm no ofrece un camino claro hacia la inmunidad de rebaño, sobre todo si se tienen en cuenta las múltiples variantes que están apareciendo en todo el mundo.

Los gobiernos que utilizan la vacuna de Sinopharm “tienen que suponer una tasa de fracaso significativa y planificar en consecuencia”, dijo John Moore, experto en vacunas de la Universidad Cornell. “Tienen que alertar al público respecto de que todavía tiene una posibilidad considerable de contagiarse”.

Muchos en Seychelles dicen que el gobierno no ha hablado claro.

“Mi pregunta es: ¿por qué ha presionado a todo el mundo para que se la dé?” dijo Diana Lucas, camarera de 27 años que dio positivo el 10 de mayo. Dijo haber recibido la segunda dosis de la vacuna de Sinopharm el 10 de febrero.

Emmanuelle Hoareau, de 22 años, abogada del gobierno, dio positivo el 6 de mayo tras recibir la segunda dosis de la vacuna Sinopharm en marzo. “No tiene sentido”, declaró. Dijo que el gobierno no había dado suficiente información al público sobre las vacunas.

“No le están explicando a la gente la situación real”, dijo. “Es un gran problema: mucha gente se está contagiando”.

La madre de Hoareau, Jacqueline Pillay, es enfermera en una clínica privada de Victoria, la capital. Dice creer que hay una nueva variante en Seychelles debido a la afluencia de extranjeros que han llegado en los últimos meses. El país, que depende del turismo, abrió sus fronteras el 25 de marzo a la mayoría de los viajeros sin obligación de que hicieran cuarentena.

“Ahora la gente está muy asustada”, dijo Pillay, de 58 años. “Cuando se le da la información correcta, la gente no especula”.

Las autoridades sanitarias últimamente han aparecido en la televisión para animar a los que sólo han recibido la primera dosis de la vacuna de Sinopharm a que vuelvan para vacunarse con la segunda. Pero Pillay dijo que le enoja que el comisario de salud pública no haya explicado por qué las vacunas no parecen funcionar tan bien como deberían.

“Creo que mucha gente no va a volver”, dijo Pillay.

(Visited 4 times, 1 visits today)
Seguir leyendo

Más Visitadas