Connect with us

Policiales

Su pareja la arrojó desde un acantilado en Mar del Plata

Publicado

on

Julio López, el sospechoso, se entregó a la Justicia, acusado de intentar matar a Jennifer Dusinsky quien primero declaró que había sido un accidente y más tarde lo acusó de empujarla al vacío

El operativo de rescate de Jennifer Dusinsky (21) y Julio López (37) parecía una película. Escaladores y drones trabajaban alrededor de una pareja que, a simple vista, acababa de sufrir un accidente terrible: ella había caído del acantilado y estaba viva. Pero fracturada sobre una roca. Él todavía colgaba del precipicio.

Aunque se conoció en las últimas horas, el hecho ocurrió el 21 de octubre pasado en el sur de Mar del Plata, y si bien al principio la joven declaró que ambos se habían caído desde la cornisa, los investigadores dudaron de su versión y centraron las sospechas en un intento de femicidio. ¿Se cayeron realmente? ¿Él la empujó? ¿La víctima mintió ante los investigadores para proteger a su victimario?

El caso, que lleva adelante el fiscal Alejandro Pellegrinelli, no es sencillo. Al tratarse de un lugar absolutamente silvestre, no hay cámaras de video ni había testigos ese miércoles que hayan observado el momento en que, se sospecha, López arrojó a Dusinsky. La joven se salvó inexplicablemente y terminó internada en el Hospital Interzonal de Mar del Plata con fracturas de pelvis y de tibia y peroné, adelantaba el diario La Capital.

El fiscal encaró desde el minuto cero el caso con perspectiva de género, pero se encontró con el testimonio de Jennifer que lo frenó. Ella les repitió a los policías y rescatistas que la asistieron lo mismo que dijo cuando llamó al 911 después de impactar contra una roca de la playa y estar más de 10 minutos inconsciente: que había sido un accidente.

López quedó colgando del precipicio y fue rescatado por policías y Defensa Civil de Mar del Plata (Gentileza La Capital)López quedó colgando del precipicio y fue rescatado por policías y Defensa Civil de Mar del Plata (Gentileza La Capital)

Sin embargo, pocos días después del hecho, Jennifer escribió las primeras letras contra López en su muro de Facebook. “Y bueno así es el amor. Así los celos cuando una relación no va. Después de tantos meses vuelve y justo se entera con quién andaba o algo. Todo puro celos, pero Dios se encarga de todo. A mí me arruinó la vida de no puede (sic) caminar, me quebró la cintura y la pata, me arruinó la vida y la de mis hijos”, y también dijo “casi me mata” y “me llevó allá a matarme y no pudo el gato, tuve un dios aparte, 30 metro caí”.

Días más tarde, Pellegrinelli también accedió a un audio de WhatsApp en el que Jennifer le decía a una de sus hermanas que, en realidad, López la había empujado hacia el vacío. “Me dijo: ‘Te tengo que matar’”, reveló a su familia. Con ese indicio, y el testimonio coincidente de familiares de la víctima sobre el tipo de relación que tenía con López, el fiscal pidió la detención del sospechoso.

López, tras una semana prófugo, quedó detenido. Está acusado de tentativa de femicidio y si fuera encontrado culpable podría pasar hasta 10 años en prisión. Según relataron fuentes policiales a Infobae, después del episodio el hombre se internó en una clínica de rehabilitación.

López tiene 36 años, cuatro hijos y está acusado de intento de femicidio: podría pasar hasta diez años en prisiónLópez tiene 36 años, cuatro hijos y está acusado de intento de femicidio: podría pasar hasta diez años en prisión

Los investigadores lo supieron enseguida y hablaron con los médicos: acordaron que el hombre pasaría unos días allí para estabilizar su salud (y probablemente diseñar una estrategia judicial). El sospechoso se comprometió a entregarse luego. Y así lo hizo.

El acusado está encerrado desde el lunes pasado. Al día siguiente de entregarse declaró ante Pellegrinelli durante más de tres horas. Contó una historia que, a los ojos de los investigadores, tiene una gran parte de veracidad pero lejos está de aliviar su posible culpa por lo que ocurrió en el acantilado.

El hombre relató que ellos tenían una relación violenta y enfermiza, condicionada por sus respectivas adicciones a drogas. Dijo que ella le pegaba a él. Fuentes del caso adjetivaron a Infobae la relación: “tóxica”. Dusinsky y López tuvieron un hijo hace menos de dos años. Para ella fue su segunda criatura y, para él, la cuarta. Estaban separados desde agosto, aunque según declaró él la noche previa al episodio en cuestión la pasaron juntos “de caravana” y de allí se fueron a la zona de los acantilados.

“Ella se asomó al acantilado, estaba jugando con unas llaves, y yo intenté manotearla para que no se caiga, trastabillamos y nos caímos”, relató el acusado. López y Dusinsky rebotaron en un “descanso” del precipicio; él quedó agarrado a la tierra y ella siguió su caída.

Jennifer estuvo internada varios días en el Hospital Interzonal de Mar del Plata: se salvó inexplicablementeJennifer estuvo internada varios días en el Hospital Interzonal de Mar del Plata: se salvó inexplicablemente

Pero luego, Jennifer contó otra historia. “Él me llevó al acantilado diciendo que me iba a matar, que no me iba a dejar viva porque si vivía lo iba a denunciar. Me dice ‘te tengo que matar’. Y llegamos al acantilado y no quería bajar del auto. Me dice bajate ya. Yo ‘por favor no me hagas nada’. (Me dijo) Que me baje porque me iba a tirar con el auto”, relató la joven a la prensa local.

Dusinsky siguió con su relato: “Me baja y me lleva al borde del acantilado y me tira y me dice ‘te tengo que matar, no vas a quedar viva’. Cuando siento que estoy por caer lo agarro de la remera porque no quería caerme y me agarra y caigo de cabeza y doy vuelta, reboto con la columna y caigo desmayada en las piedras. Después de 30 minutos reviví pero no podía mover la cintura ni las piernas. Me pude arrastrar contra una piedra. No sé cómo hice”.

Cuando revivió, Jennifer llamó a la Policía. Al llegar, los agentes no podían creer que hubiera sobrevivido a una caída tan violenta. De allí fue trasladada al hospital, donde después de haber recibido curaciones fue externada por riesgo a que contraiga covid-19.

López y Dusinsky, antes del presunto intento de femicidioLópez y Dusinsky, antes del presunto intento de femicidio

“López sostiene que fue un accidente, que cayeron abrazados y de pie al descanso. Y agrega sobre la manera de relacionarse entre ambos que eran ‘dos personas con el eje trazado por la cocaína’”, contó una fuente de la investigación a este medio.

López declaró que la violencia era mutua y recíproca y advirtió al fiscal Pellegrinelli que él denunció a Dusinsky tiempo atrás ante los juzgados de Familia y que le impusieron a Jennifer una orden de restricción de acercamiento a él.

La Justicia comprobó que eso es cierto y también que había un dictamen judicial en la causa de familia que “ordenaba” la internación de la mujer para tratar sus consumos problemáticos. El hombre además agregó que su pareja era violenta con terceros. “Nos tuvimos que mudar porque agredió a la mujer que nos alquilaba el departamento”, contó.

La pareja tiene un hijo en comúnLa pareja tiene un hijo en común

“Ella fue haciendo declaraciones que fueron cambiando, al principio insistimos porque sospechamos que su versión del accidente podía estar forzada pero ella la sostuvo. Siempre negó la cuestión femicida, hasta que en algunos audios que mantiene con una hermana, cambia la versión y entre llantos y dolores dice que él la tira. Es una situación sin testigo y hay un círculo de violencia recíproco subyacente”, explicaron fuentes del caso a este medio, pero remarcaron que la investigación se centra en “un círculo de violencia de género” y que la causa está planteada desde esa perspectiva. “Después se puede desentrañar el cómo y cuándo de la relación”, aclararon.

El fiscal del caso tiene algo menos de 30 días para pedir la prisión preventiva de López, quien está detenido en la alcaidía de la unidad penal de Batán y será sometido en los próximos días a pericias psicológicas. En la oficina de Pellegrinelli explicaron que, a pesar de la perspectiva de género que lleva el caso, “la idea de si quiso matarla hay que acreditarla, partimos de una situación de violencia de género pero hay que reconstruir porque el historial de la pareja es violento y también hay testigos que dan cuenta de que ella es violenta“.

(Visited 65 times, 1 visits today)
Comentá aquí

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Policiales

Mataron a su hermano, lo fue a despedir al cementerio y lo asesinaron

Publicado

on

Por

Marcelo y Javier Procopp fueron ejecutados en menos de 48 horas en Villa Gobernador Gálvez, cerca de Rosario.

La violencia armada golpeó por partida doble a una familia de Villa Gobernador Gálvez, en las afueras de Rosario, en menos de 48 horas. Luego del crimen de un hombre de 37 años el último domingo, este martes a la mañana fueron al cementerio en busca de su hermano mayor y lo mataron a balazos frente al resto de sus parientes y amigos.

“Están todos muy asustados, temen que vayan a asesinar a otra persona”, advirtió el fiscal Gastón Ávila luego de la primera inspección de la zona donde cuatro personas planificaron emboscar a la víctima.

Los agresores llegaron a bordo de dos motos antes de las 10 de la mañana. Un tirador se bajó de cada una y fueron directamente a buscar a Marcelo Daniel Procopp (45), quien intentó huir sin suerte mientras el resto de los testigos también escapaban a la carrera.

Marcelo Daniel Procopp (45), asesinado en Rosario.

Marcelo Daniel Procopp (45), asesinado en Rosario.

El cuerpo del hombre presentaba 13 orificios de bala. Los investigadores constataron que le dispararon al menos 12 de veces a corta distancia, aunque la cantidad de impactos que sufrió recién se conocerá mediante la autopsia en el Instituto Médico Legal (IML).

Por lo pronto, los peritos establecieron que los autores del hecho utilizaron armas de calibre 9 milímetros para luego escapar a plena luz del día.

En conferencia de prensa, Ávila comentó que tenía previsto entrevistar a Procopp este miércoles para avanzar en la investigación del crimen de su hermano Javier, quien vivía con sus padres lejos del Cementerio San Lorenzo. A este último lo acribillaron en la puerta de su casa el domingo, alrededor de las 20.

Mataron a dos hermanos en 48 horas. Foto: JUAN JOSE GARCIA.

Mataron a dos hermanos en 48 horas. Foto: JUAN JOSE GARCIA.

Marcelo se enteró por su madre y al día siguiente habló con medios locales sobre el episodio en Edison al 800 para negar la hipótesis de un conflicto por venta de drogas como posible móvil del hecho. Nadie imaginaba entonces que la familia volvería a ser el blanco de otro ataque a balazos.

El fiscal enfatizó que el mayor de los Procopp no había sido “testigo presencial”, y consideró “poco probable” que este nuevo asesinato en Suipacha al 3000 haya sido cometido para evitar que declarara.

En este sentido, recordó que la víctima sólo había hecho una “breve exposición” ante la Policía y optó por mantener bajo reserva los indicios respecto del motivo del primer homicidio.

El crimen causó gran conmoción. Foto: JUAN JOSE GARCIA.

El crimen causó gran conmoción. Foto: JUAN JOSE GARCIA.

La secuencia que describieron los primeros testigos frente al cementerio fue tan breve como aterradora. La familia estaba esperando la llegada del cortejo fúnebre en el momento en que aparecieron los atacantes. “Nos miraban mucho y ahi empezamos a correr“, citó el funcionario al repasar las pocas palabras que pudo intercambiar con algunos de sus integrantes después de la balacera.

En medio del amplio operativo policial que se montó en la zona, el cadáver quedó tendido sobre la plazoleta ubicada frente al acceso al predio en el que se iba a llevar a cabo el entierro. La ceremonia tuvo un final desgarrador y ahora la Justicia dispuso custodia para proteger al resto de los deudos mientras busca identificar a los responsables de ambos homicidios.

(Visited 3 times, 3 visits today)
Seguir leyendo

Policiales

Locura al volante: chocó, quiso escapar y arrastró tres cuadras a un inspector de tránsito sobre el capot

Publicado

on

Por

Ocurrió en Córdoba. El agente contó que la mujer le gritaba: “te voy a matar”, mientras hacía maniobras para tirarlo del auto. Quedó detenida.

Los vecinos de Córdoba que filmaron el video no podían creer lo que estaban viendo. Como si fuera uno de los episodios de la película “Relatos Salvajes”, una conductora se llevó a un inspector de tránsito en el capot de su auto por tres cuadras.

La mujer fue detenida, aunque al no tener antecedentes, la liberación es un hecho, dijeron fuentes consultadas.

“Me llevó tres cuadras colgado del capó a gran velocidad. Le gritaba: ‘¡Dejame bajar!’. Y ella me decía: ‘Te voy a matar’. Mientras, doblaba en zig zag para tirarme”, contó el inspector municipal de la Dirección de Control de Transporte Freddy Corzo al programa Arriba Córdoba, luego de que el sábado pasado Eldoce.tv difundiera el video de la agresión.

Todo comenzó cuando la conductora chocó contra la patrulla municipal que estaba en el lugar porque había hecho una multa a un auto mal estacionado sobre la avenida 24 de Septiembre al 1300, barrio General Paz, de la Ciudad de Córdoba.

El inspector municipal de la Dirección de Control de Transporte Freddy Corzo. Foto: captura ELdoce.tv

El inspector municipal de la Dirección de Control de Transporte Freddy Corzo. Foto: captura ELdoce.tv

Ante el choque, los inspectores le pidieron a la mujer los datos para poder hacer el trámite del seguro. “No tenía documentación de ningún tipo. Ni personal ni del vehículo. Le pedimos que apague el motor pero ella nos insultaba”, siguió el relato Corzo y agregó que cuando llamaron a la grúa se descontroló la situación.

Corzo reveló que sufrió heridas en las manos y rodillas por intentar sostenerse mientras iba en el capot y la conductora buscaba tirarlo con maniobras. Luego de los 300 metros con el inspector en el capot, la mujer frenó y salió corriendo: la atrapó la Policía.

“Ella me decía: ‘Es mi cumpleaños, no me cagues el día’. Pero no podía dejarla conducir sin documentación”, contó Corzo.

Se llevó a un inspector de tránsito en el capot. Foto: captura Eldoce.tv

Se llevó a un inspector de tránsito en el capot. Foto: captura Eldoce.tv

La mujer quedó detenida por los delitos de “lesiones dolosas y resistencia a la autoridad”, aunque “si no tiene antecedentes no creo que siga presa”, dijeron las fuentes y la causa se tramita en la Justicia.

(Visited 3 times, 1 visits today)
Seguir leyendo

Policiales

Apuñaló y le robó a una chica en Recoleta, ahorcó a otra en la Villa 31 y se entregó: “No me quiso convidar paco y la maté”

Publicado

on

Por

El agresor, de 45 años, fue a una comisaría y confesó que había asesinado a dos mujeres. Luego se descubrió que la primera víctima sobrevivió al ataque.

Apareció en la comisaría de Suipacha al 1100, en Retiro, el sábado temprano, y dijo que quería entregarse. No era un desconocido: vive en situación de calle y suele deambular por el barrio, dormir en una plaza de Recoleta e ir por drogas a la Villa 31. Cuando contó lo que había hecho durante las últimas 10 horas, los policías quedaron perplejos, y dieron aviso a la Justicia: el hombre aseguró que había matado a dos mujeres.

La Justicia le ordenó a la Policía que se corroboraran los dichos del ahora detenido, identificado por las fuentes consultadas por Clarín como Jorge, de 45 años.

Así, se estableció que la chica de 22 años acuchillada en su departamento de Montevideo al 1200, en Recoleta, sobrevivió al ataque.

Montevideo al 1.200, en Recoleta, donde apuñaló y le robó a una joven. Se recupera en el Hospital Fernández.

Montevideo al 1.200, en Recoleta, donde apuñaló y le robó a una joven. Se recupera en el Hospital Fernández.

La Policía de la Ciudad la halló internada, en grave estado, en el Hospital Fernández, donde fue derivada la misma noche del 19 de febrero, luego de que los vecinos escucharan sus gritos de auxilio y llamaran al 911.

“La encontraran herida en la entrada del baño de su casa, la trasladaron y fue operada inmediatamente de una lesión en el cuello”, detallaron fuentes policiales.

El cuerpo de la segunda víctima fue hallado tal cual como describió el acusado que lo había dejado: con la cabeza sumergida en un balde de agua en una casilla, “tipo aguantadero”, del Barrio 31, ubicada debajo de la Autopista Illia.

La mujer, de entre 20 y 25 años, y cuyos restos fueron trasladados a la Morgue Judicial no fue identificada y se espera el resultado de la autopsia para confirmar cómo y cuándo fue asesinada.

Vista de la Villa 31 y Autopista Illia. Allí encontraron el cuerpo de una mujer. Foto:  Marcelo Carroll/archivo

Vista de la Villa 31 y Autopista Illia. Allí encontraron el cuerpo de una mujer. Foto: Marcelo Carroll/archivo

La causa se inició en el Juzgado Nacional en lo Criminal y Correccional N°46, a cargo de Jorge de Santo, pero posteriormente pasó al juez nacional en lo Criminal y Correccional N°53 Julio Augusto Pedroso.

“Vengo a entregarme”

Según el relato del detenido, todo comenzó el viernes, cerca de las 23, a metros de la Iglesia de las Hermanas Esclavas del Sagrado Corazón, de Montevideo al 1300, en Recoleta.

“Dijo que estaba en la plaza Vicente López y Planes, cuando apareció una chica llorando, se pusieron a hablar y ella lo invitó a la casa. Cuando entraron, la acuchilló y le robó el celular, una cadenita y el reloj y se fue para la Villa 31”, explicaron las fuentes consultadas.

Siempre según los dichos del detenido, ya en la Villa 31 se juntó con otra chica en un ‘aguantadero’ a fumar paco: “No me quiso convidar más, la empecé a ahorcar y la maté: le metí la cabeza en un balde con agua”, fueron sus palabras.

La joven de 22 años que fue víctima del primer ataque está internada en el Hospital Fernández.

La joven de 22 años que fue víctima del primer ataque está internada en el Hospital Fernández.

La Justicia ordenó analizar las cámaras de seguridad para corroborar si todo sucedió tal cual sus dichos, sobre todo en el ataque de Recoleta.

Buscan determinar si realmente la joven de 22 años se le acercó cuando él estaba en la plaza Vicente López y Planes y lo invitó a su departamento; o si fue él quien la abordó en la vía pública.

Por las circunstancias de los hechos, a los investigadores este caso les recuerda el ataque enfrente del Malba, donde un policía de la Montada fue asesinado de una cuchillada en el corazón por un hombre con problemas psiquiátricos, que murió luego de que los colegas de la víctima lo balearan en plena avenida Presidente Figueroa Alcorta, en Palermo.

(Visited 5 times, 1 visits today)
Seguir leyendo

Más Visitadas