Connect with us

Actualidad

LAS FUERZAS ARMADAS NUEVO PARADIGMA ; Por el Cnl (R) VG JOSE MARTINIANO DUARTE

Publicado

on

Es notable la cantidad de especialistas en Defensa que han aparecido últimamente a raíz de la sanción del decreto 683/2018. La mayoría parece desconocer que en estos últimos años los conceptos guerra y fuerzas armadas han cambiado y les es difícil discernir entre aquello que cambia de lo que es permanente. No es este el lugar para hacer una detallada descripción de lo que significa hoy la guerra, pero creo oportuno hacer algunas aclaraciones que permitan comprender mejor el tema.

La guerra, entendida como un evento masivo que decidía, en un acto más o menos extenso, la suerte de un conflicto, ya no existe, es cosa del pasado. El nuevo paradigma de la guerra es “la guerra entre la gente”, una modalidad de lucha en la que toda la gente —en sus casas, en la calle, en la zona rural— es partícipe del conflicto armado; todos y cada uno de los habitantes del territorio son actores de esta nueva guerra.

Esta cruda realidad es la que describe el general Rupert Smith en su libro La Utilidad de la Fuerza (The Utility of Force). Y esta es la modalidad de guerra que hemos visto en los últimos conflictos de finales del siglo XX y comienzos del XXI: Irak, Afganistán, Congo, la Primavera Árabe (Túnez, Egipto, Libia, Siria), Palestina, Crimea… la lista puede ser más extensa.

Este cambio de paradigma no es cosa que debamos subestimar, porque el dilema crucial que enfrentan los países y las fuerzas armadas que deben afrontar este tipo de guerra es: “¿Entre qué gente tendré que luchar?”.

Si es entre la gente del otro, como les ocurre a las grandes potencias, a pesar de los problemas de toda lucha cruenta, solo deben preocuparse para que los llamados “daños colaterales” no sean tantos que lleguen a perjudicar su legitimidad ante la comunidad internacional; y por la duración del conflicto, que puede arrasar el presupuesto previsto.

Pero si la gente entre la que se ha de luchar es nuestra gente, como seguramente ocurriría en nuestro caso, el tema se complica dramáticamente. A los daños, del tipo que sean, ya no podremos llamarlos “colaterales”. Por eso, lo que más nos conviene desde todo punto de vista es tratar de evitar esa lucha por todos los medios.

Y la mejor y única manera de hacerlo es disuadir qué significa esto. Es hacer que el otro desista de emplear cualquier forma de agresión. Disuadir significa que el otro entienda que le va a ser muy duro y, sobre todo caro, enfrentarnos. Disuadir significa que estamos dispuestos a decir algo sobre las condiciones de la paz. Y para ello, debemos tener fuerzas armadas preparadas, capacitadas y con la moral bien alta para enfrentar cualquier agresión abierta o encubierta.

Las condiciones de la paz

He hablado sobre las condiciones de la paz, y creo que sobre eso tengo que dar una explicación. Poder decir algo sobre las condiciones de la paz puede hacer la diferencia entre independencia y sumisión. Cuando nos hablan de paz, la pregunta que surge es: ¿bajo qué condiciones?

La historia nos demuestra que en este mundo, donde las naciones no tienen amigos ni enemigos sino intereses, no alcanza con ser justos y saberse buenos y nobles; además, hay que ser capaces de imponer condiciones y, si no todas, al menos alguna. Poder formular las condiciones de la paz, introducir alguna cláusula o requisito puede significar la diferencia entre la libertad y la esclavitud; entre la dignidad y la humillación.

Por eso la renuncia al uso de la fuerza solo es un recurso eficaz, paradójicamente, para aquel que ha vencido, aquel que se impuso por la fuerza. Solo aquel que ha logrado imponer las condiciones de la paz puede sacar ventaja de renunciar al uso de la fuerza. Esto mismo, hecho desde la debilidad, por una actitud principista o ideológica, es hoy tan peligroso como siempre. Se renuncia al uso de la fuerza ante un aliado estratégico, pero es una insensatez hacerlo ante un usurpador, un violador de tratados internacionales o ante quien no reconoce un reclamo justo y soberano.

Las Fuerzas Armadas no sirven únicamente para hacer la guerra. Son la ultima ratio, la última razón o argumento del Estado nacional. Significa que este se garantiza el monopolio de la fuerza para evitar que cualquiera, desde afuera o adentro, se haga con el poder legítimo. Un Estado que carezca de esa ultima ratio podrá convertirse de un día para el otro en un Estado fallido.

Un Estado fallido es el que sufre de pérdida de control físico de su territorio, cuando sus espacios son depredados sin control; cuando es incapaz de mantener el monopolio del uso de la fuerza, se erosiona la autoridad legítima y es incapaz de suministrar servicios básicos a sus habitantes. Esto, finalmente, lo vuelve inepto para interactuar con otros Estados y como miembro pleno de la comunidad internacional.

Lamentablemente nos hemos dejado enamorar con eslóganes repetidos hasta el cansancio por políticos que desconocen el significado de la palabra “defensa”. Como aquel que reza que la Argentina no tiene hipótesis de conflicto. Hay una sola manera de que un país, una empresa o cualquier organización no tenga hipótesis de conflicto y es la de no tener objetivo. Nuestro país es el octavo territorio del planeta. Con semejante extensión apenas poblada no necesitamos de un enemigo concreto, nuestros intereses vitales, que se traducen en objetivos nacionales, nos imponen imaginarnos escenarios futuros conflictivos.

La misión específica

Hemos llegado a un estado de cosas en que no se confía en la policía, que es la que debería estar en la calle; en Puerto Madero, Recoleta y el Conurbano bonaerense. Por eso se saca a la Gendarmería y a la Prefectura de las fronteras y se las reutiliza como policía. A raíz de esto, ahora necesitamos a las Fuerzas Armadas para reemplazar a esas fuerzas de seguridad en sus funciones específicas.

Y la policía no es confiable porque se ha corrompido por diversas causas. La principal es la corrupción política que le exige recaudar y que no le paga sueldos dignos; que los humilla y degrada cada vez que puede. Y el desmanejo judicial, que deja en libertad al delincuente y condena con mano de hierro al servidor público.

Esto hace que nos preguntemos cuánto tiempo falta para que la Gendarmería y la Prefectura se conviertan en la “maldita policía”. El tiempo que tarden en corromperse, porque la política y la sociedad no han cambiado su mirada hacia las fuerzas. Y siguiendo esa manera de razonar podemos preguntarnos, también, cuánto tiempo tardarían en corromperse las Fuerzas Armadas, si además de ser expuestas ahora a la lucha contra el delito organizado, siguen siendo maltratadas, humilladas y mal pagas.

Han perdido capacidades a causa de no tener presupuesto y de una larga campaña de desprestigio que se fue sosteniendo desde el propio Estado y los organismos de derechos humanos. ¿Qué se necesita para recuperar capacidades? Dinero para el reequipamiento, tiempo de capacitación y respeto.

A pesar de ello, nuestras Fuerzas Armadas cuentan con excelente material humano y nivel de educación. Son uno de los grupos humanos, dentro del País, con mayor preparación en idiomas y en el uso de la informática.

Para mi tranquilidad y la de todos, quiero decirles que las Fuerzas Armadas muy difícilmente se involucren en ese juego. Sus integrantes van a resistir ser sacados de su misión específica. Porque creen en la utilidad de esa misión y porque tienen vocación de soldados, no de policías.

Sin el marco legal correspondiente ni reglas de empeñamiento claras, las órdenes que se den para cumplir esas nuevas funciones, que se desprenden del nuevo decreto, no se pueden impartir. Y si, así y todo, alguien las impartiese, no habrá quien las cumpla. Hoy, los soldados de todas las jerarquías, tienen esto muy en claro. Y no van a exigir cualquier marco legal, van a reclamar uno que sea debatido y aprobado por el Parlamento y con órdenes firmadas desde el más alto nivel de la conducción del Estado.

Los militares sospechan que aparecerá dinero sin límite del narcoterrorismo, el contrabando y del juego clandestino para financiar las denuncias, el armado de causas y los juicios contra ellos y los policías que se atrevan a combatirlos.

El autor es coronel (R) del Ejército, veterano de guerra de Malvinas, oficial de Estado Mayor y licenciado en Estrategia y Organización.

Seguir leyendo
Comentá aquí

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Actualidad

Daniel Scioli: “Más allá de lo que resuelvan otros, voy a ser precandidato a presidente”

Publicado

on

Por

Daniel Scioli se puso un traje cómodo para la ocasión y salió al escenario del ND Teatro, donde en el 2003 lanzó la fórmula presidencial junto a Néstor Kirchner, para confirmar lo que había dejado entrever en cada respuesta pública que dio sobre su futuro político. El diputado nacional y ex gobernador bonaerense será precandidato presidencial en las elecciones de este año.

“Más allá de lo que resuelvan otros candidatos, mi decisión está tomada. Voy a ser precandidato a presidente”, dijo frente a un teatro colmado. La frase del final despertó el aplauso de pie de los presentes y la ovación de los militantes. El cantito “Scioli presidente”se coló entre las butacas y se reflejó en la cara del ex vicepresidente con una mueca de alegría.

El gobernador emitió duras críticas contra el gobierno de Mauricio Macri

El gobernador emitió duras críticas contra el gobierno de Mauricio Macri

Al igual que en el 2015, el ex gobernador intentará ser el candidato que mayor voluntades reúna detrás de un proyecto político. Durante su discurso reclamó la unidad pero pidió un acuerdo que no sea solo de dirigentes. “No quiero que nos juntemos solo para ganar una elección. Quiero que nos juntemos para que la Argentina se ponga en marcha otra vez”, resaltó.

La excusa formal para la convocatoria fue el lanzamiento del libro El otro camino, en el que el ex vicepresidente hizo un repaso de su vida deportiva y la carrera política que construyó en las últimas décadas. El título fue el eslogan elegido para el punto de partida de su campaña.

Nicolás Scioli, hermano del ex vicepresidente, estuvo presente en el ND Teatro

Nicolás Scioli, hermano del ex vicepresidente, estuvo presente en el ND Teatro

“Es momento de mirar para adelante con más fuerza que nunca. Estoy acá para decirles una vez más que hay otro camino. Los mejores días están por venir para nuestro país“, expresó, elevando la voz y encontrando el respaldo de los presentes a través de los gritos de aliento.

Hasta el teatro céntrico llegaron dirigentes políticos vinculados al kirchnerismo y al peronismo bonaerense, para brindarle su respaldo. Estuvieron los intendentes Jorge Ferraresi(Avellaneda), Andrés Watson (Florencio Varela), Alberto Descalzo (Ituzaingó) y Gustavo “Tano” Menéndez (Merlo); los legisladores Marcos Di Palma y Sergio Berni; y los funcionarios del gobierno de La Matanza, Débora Giorgi y Roberto Feletti. También los ex funcionarios sciolistas Alberto Pérez y Silvina Batakis; y el periodista Diego Brancatelli.

El ex secretario de Seguridad Sergio Berni

El ex secretario de Seguridad Sergio Berni

Durante la presentación, Scioli lanzó duras críticas contra el gobierno de Mauricio Macri y recordó el debate presidencial que ambos protagonizaron en la antesala del ballotage del 2015. En ese contexto, hizo hincapié en una famosa frase que el actual jefe de Estado le dedicó durante el debate, y resaltó: “A mí Macri me dijo: ¿en qué te has convertido Daniel? Ahora yo le pregunto: ¿En qué se ha convertido su revolución de la alegría, señor presidente?”.

Recuerdo que después del ballotage dije que la derrota me había dolido más que mi accidente. Fue un sentimiento muy fuerte. No se trataba de una derrota personal. Se trataba de la derrota de más de 40 millones de argentinos que hoy sufren una gran frustración”, indicó Scioli, que también estuvo acompañado por su hermano Nicolás.

El intendente de Merlo, Gustavo “Tano” Menéndez

El intendente de Merlo, Gustavo “Tano” Menéndez

En esa línea, el diputado de Unidad Ciudadana sostuvo: “Cambiemos ganó pero Argentina perdió. Porque sus decisiones trajeron a la sociedad las consecuencias económicas”. Luego, agregó: “La palabra cambio, que tenía que significar esperanza y mejores expectativas, hoy es retroceso, inflación y pobreza”.

Scioli sostuvo que este gobierno “no entendió que tenía que gobernar mirando hacia adentro”, al tiempo que resaltó que “siguen insistiendo en que el camino que tomaron es el único y mientras tanto la clase media y los trabajadores se empobrecen cada día más”. “Las políticas económicas y sociales de Macri y su alianza no pudieron ser peores”, afirmó.

Scioli durante un momento de la presentación del libro y su candidatura

Scioli durante un momento de la presentación del libro y su candidatura

El legislador peronista aseguró que “la Argentina no va a ser siempre volver para atrás” y que sabe cómo hacer “para generar las condiciones para que el país sea el mejor lugar para invertir”. “Los argentinos tienen que buscar un mejor camino en las próximas elecciones”, resaltó.

En el tramo final de su discurso Scioli detalló su proyecto político. Aseguró que conformará un gobierno de unidad con una concertación nacional, que apostará a la recuperación inmediata del salario y las jubilaciones, y que buscará llevar a cabo un abordaje de la problemática de la justicia y la seguridad ciudadana.

La funcionaria del gobierno de La Matanza, Débora Giorgi

La funcionaria del gobierno de La Matanza, Débora Giorgi

Además, indicó que tratará que la diagramación de tarifas de servicios públicos sean razonables y accesibles, la creación de incentivos para la producción con bajas tasas de interés, la simplificación y reducción del sistema impositivo, la eliminación del impuesto a las ganancias a los trabajadores, el aumento del presupuesto en educación, ciencia y tecnología y un replanteo de los compromisos económicos impuestos por el FMI.

El periodista Rubén Tizziani, que escribió el libro luego de largas entrevistas junto a Scioli, definió su sensación tras los mano a mano que tuvo con el gobernador. Cuando Juan Carlos D’Amico, moderador de la presentación, le preguntó cómo lo había visto a Scioli durante el proceso de trabajo, respondió: “Daniel dice que es un buen ajedrecista. Que después de perder una partida la analiza para no cometer el mismo error. Yo creo que va a ocurrir lo mismo con la campaña presidencial”.

Daniel Scioli lanzó su precandidatura y repasó su carrera política

Daniel Scioli lanzó su precandidatura y repasó su carrera política

Scioli volverá a intentar. Aún no sabe cuál será el futuro del peronismo y, principalmente, de Unidad Ciudadana, la fuerza política que integra. Tampoco sabe qué hará Cristina Kirchner con su carrera política.  De lo que está seguro es de que quiere reeditar el enfrentamiento en las urnas que tuvo con Macri. “Yo no me tomo revancha”, aclaró arriba del escenario. Lo que hará será redoblar la apuesta. Pretende volver a mostrar que es el dirigente que puede gobernar la Argentina.

Seguir leyendo

Actualidad

El Gobierno niega las evidencias en la causa de extorsión de Stornelli

Publicado

on

Por

Pese a las sólidas explicaciones que dio el juez Alejo Ramos Padilla ante la Comisión de Libertad de Expresión, para Daniel Lipovetzky no hay razones para apartar al fiscal de la causa de los cuadernos. El magistrado denunció una red de espionaje ilegal.

El diputado nacional de Cambiemos por Formosa Daniel Lipovetzky asegurò que pese a la contundente exposición del juez Federal de Dolores Alejo Ramos Padilla no hay razón alguna para que el fiscal Carlos Stornelli sea apartado de la causa de los cuadernos.

“Por lo que he visto en los medios de comunicación y por lo que escuché ayer del juez Ramos Padilla no encuentro causal para que el fiscal Stornelli sea apartado de la causa. D’Alessio me parece una persona muy poco seria, los antecedentes no son muy confiables, ahora que tengo acceso a los documentos de Ramos Padilla puede dar una opinión más certera”, dijo el radical en C5N.

Durante su exposición en la Cámara de Diputados, Ramos Padilla, sostuvo que la causa por presunta extorsión que involucra al fiscal Carlos Stornelli es apenas una porción “ínfima” de las revelaciones que están saliendo a la luz, ya que advirtió que lo que se está investigando es “una red de espionaje judicial de magnitudes”.

Enojado, Lipovetzky dijo a quienes lo entrevistaron que lo llamaron “por la reunión de comisión, esta comisión funciona en secreto y no tengo que contestar. Me parece una falta de respeto que me digan que estoy dando vueltas. No puedo anticipar mi posición porque estoy analizando la información enviada por el juez Ramos Padilla. Tengo que guardar imparcialidad antes de dar el informe a la comisión”.

Para el magistrado, la trama de extorsión y pedido de coima en nombre de Stornelli por la que el supuesto abogado Marcelo D’Alessio se encuentra procesado con prisión preventiva vendría a ser apenas la punta de ovillo de un sistema mucho más grande que hasta podría afectar, según dijo, las relaciones exteriores de Argentina con países como Estados Unidos, Israel, Venezuela y Uruguay.

“Por unanimidad citamos al juez Ramos Padilla, creemos que el Juez es bueno que venga, a la comisión bicameral, no a la de libertad de expresión donde fue ayer, este es el lugar adecuado. Nos interesa conocer lo que tiene sobre una red de inteligencia para poder actuar como comisión bicameral”, cerró el formoseño.

Seguir leyendo

Actualidad

El Gobierno admite que “esta inflación es frustrante” y no inyectará más dinero en la calle hasta fin de año

Publicado

on

Por

El presidente del Banco Central Guido Sandleris anunció un plan que prevé más ajuste y más recesión. “La vamos a bajar sin atajos“, dijo sobre la suba de precios.

El Banco Central endurecerá su política monetaria en busca de combatir la inflación, que mostró en febrero una aceleración y se ubicó en el 3,8% mensual.

En una conferencia de prensa, el presidente de la entidad, Guido Sandleris, comunicó la extensión a fin de año del objetivo de no incrementar la base monetaria y la modificación del ajuste de la banda de no intervención en el mercado de cambio, al 1,75% desde el 2% actual.

Esta inflación es frustrante. La vamos a bajar sin atajos“, señaló Sandleris horas después de Indec diera a conocer que en febrero la inflación minorista acumuló un 51,3% en los últimos 12 meses.

Sandleris aseguró que la autoridad monetaria reducirá la alta inflación pero sin impedir que el peso se desvalorice más frente al dólar, luego de una devaluación superior al 50% en el último año.

Con estas medidas la meta de base monetaria a fin de año pasa a ser 10% inferior a lo establecido originalmente“, enfatizó el presidente del BCRA.

Seguir leyendo

Más Visitadas