Connect with us

Economia

Impuesto a los Bienes Personales: los tributaristas alertan sobre su efecto negativo en la economía

Publicado

on

En los últimos días, el candidato presidencial Alberto Fernández y alguno de sus colaboradores mencionaron su intención de realizar modificaciones al impuesto a los Bienes Personales. Sin embargo, los especialistas en temas tributarios advierten sobre sus efectos negativos en la economía: se aplica cada vez más sobre sectores de clase media, no tiene en cuenta las deudas del contribuyente y las devaluaciones impactan en los montos sobre los cuales se calcula (un contribuyente que tiene ahorro en dólares, por ejemplo). Además, consideran que tienen una consecuencia muy baja sobre el total de la recaudación.

¿Quiénes pagan hoy este impuesto y por qué?

El tributo se aplica sobre el patrimonio que tiene una persona al 31 de diciembre de cada año. Se declara al año siguiente —en junio de 2020 se deben declarar los bienes de 2019— y se van pagando en cinco anticipos anuales.

Están comprendidos bienes como propiedades, vehículos, inversiones y objetos personales y del hogar; también los radicados en el exterior. Mientras que quedan excluidos los títulos y bonos emitidos por el Estado (Nación, provincias y municipios) y los depósitos en pesos y moneda extranjera en cajas de ahorro y plazos fijos. Se debe comenzar a tributar cuando la suma de los bienes declarados excede un piso establecido previamente que, en el caso de 2019, se determinó en $2 millones, unos USD 33.283 al tipo de cambio del viernes pasado (60 pesos por dólar).

 Actualmente se debe comenzar a pagar cuando la suma de los bienes declarados excede los $2 millones, unos USD 33.283

Por encima de ese piso y hasta $3 millones de patrimonio, el contribuyente pagará una alícuota del 0,25%. Entre $3 millones y $18 millones, la alícuota será del 0,50 por ciento. Y para más de $18 millones, del 0,75 por ciento. “En 2018 la alícuota fue de 0,25%, la más baja. De seguir aumentando sin considerar ningún pasivo, se torna un impuesto que puede llegar a ser confiscatorio. Si se intenta llegar a 2% o 3%, ningún país del mundo aplica estas alícuotas y hoy los activos financieros no tienen ese rendimiento”, explicó César Litvin, especialista en temas tributarios.

Las fuertes devaluaciones del peso en los últimos años hicieron que cada vez más gente, de sectores de clase media, comiencen a pagar este tributo. Cuando el impuesto se estableció originalmente, en el año 1991, el monto a partir del cual se pagaba era USD 100.000, hoy está apenas por encima de los USD 33.000. “Aquellos que tienen dinero en dólares, con la devaluación se les genera una gran carga”, indicó Litvin.

En 2016 se había previsto que el impuesto a los Bienes Personales desaparezca en 2019, lo que no ocurrió

En 2016 se había previsto que el impuesto a los Bienes Personales desaparezca en 2019, lo que no ocurrió

Según los tributaristas consultados, además, este impuesto tiene un “pecado de origen”: alcanza a solamente los activos de una persona y no tiene en cuenta sus deudas. “Esto hace que se pague incluso cuando una persona se endeuda para adquirir su patrimonio”, advirtió Iván Sasovsky, titular del estudio Sasovsky & Asociados.

En 2016, el Gobierno de Mauricio Macri había prometido un esquema de disminución progresiva de este impuesto y su desaparición a partir de 2019. Lo que finalmente no se cumplió. La Ley 27.260 proponía para los años 2016, 2017 y 2018 la reducción paulatina de la alícuota del impuesto y la derogación de este impuesto para 2019. “Los contribuyentes se encuentran defraudados porque por ley del propio Congreso, este era un impuesto que iba a desaparecer, y ahora lo pretenden aumentar, rompiendo todo tipo de seguridad jurídica, impidiendo que se alcance una verdadera capacidad contributiva”, indicó Sasovsky.

 “Para aquellos que tienen ahorro en dólares, con la devaluación, se les genera una gran carga”, explicó Litvin

¿Qué efectos tendría en la recaudación general un ajuste sobre el impuesto a los Bienes Personales?

Los tributaristas consideran que no sería muy importante. “Se le está poniendo muchas fichas a este impuesto y en realidad tiene muy escasa recaudación. En la Argentina, el podio de los impuestos que más recaudan son IVA, Ganancias, Ingresos Brutos, débitos y créditos bancarios, derechos de exportación, y luego, muy atrás Bienes Personales, que no tiene una recaudación importante”, advirtió Litvin. “Gran parte de los países modernos ha derogado este impuesto porque es una desmotivación al ahorro y genera una fuga de capitales”, agregó.

“Es un impuesto que no existe en ninguna parte del mundo con las características argentinas, y es un pésimo impuesto porque no tiene en cuenta los ciclos de la economía y en nuestro país se acumula con el impuesto a la renta que ya es altísimo, además que se tributa también sobre la inflación. Pensar en financiar el déficit con este impuesto es una locura”, indicó Sasovsky.

Nadín Argañaraz, director del Instituto Argentino de Análisis Fiscal (IARAF), destacó en declaraciones a Radio La Red, que de cada $100 que recauda el fisco, el impuesto a los Bienes Personales aporta apenas 50 centavos. “Cuando uno mira eso, puede llegar a suponer que está bajo y que se puede cambiar. Pero es solo mirar un árbol del bosque para tomar una conclusión. Hay que tener en cuenta que la carga tributaria de un asalariado en la Argentina es del 50% del ingreso que genera. Tiene que hacerse algo mirando todo el bosque”, detalló.

De acuerdo con el economista Fausto Spotorno, de la consultora Orlando J. Ferreres & Asociados, para eliminar el déficit fiscal con el impuesto a los Bienes Personales se necesitaría llevar la alícuota como mínimo al 10%. “En esas condiciones alguien que tuviera activos por USD100.000 (tres veces el mínimo) debería pagar $50.000 pesos por mes, un salario promedio”, detalló en su cuenta de Twitter.

(Visited 3 times, 1 visits today)
Comentá aquí

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Economia

El Gobierno aumentó las partidas de gastos para el resto del año en más de 28.000 millones de pesos

Publicado

on

Por

La aceleración de la inflación a 54% en el año, casi 20 puntos más que la pauta presupuestaria inicial, provocó el refuerzo de asignaciones para diversas áreas, en particular para el pago de sentencias judiciales, obras públicas y asistencia a empresas públicas. De ejecutarse plenamente elevará el déficit fiscal en más de $23.000 millones
El ministro de Hacienda, Hernán Lacunza, junto al Jefe de Gabinete, debió actualizar el Presupuesto 2019, por el desborde de la suba de los precios (NA)

Un día después de que el ministro de Hacienda, Hernán Lacunza, presentara el resultado de las finanzas públicas en septiembre, con un rojo primario de $25.368 millones, se publicó en el Boletín Oficial la Decisión Administrativa 847, con 181 folios, que modificó el Presupuesto 2019 para el resto del año, con un resultado, de ejecutarse plenamente hasta el 31 de diciembre, que eleva el déficit fiscal en $23.090 millones, similar al desequilibrio del último mes.

El procesamiento de los datos explicitados en el Anexo de la DA 847 permitió detectar la proyección para el resto del año de un aumento de los recursos presupuestarios en $5.118,5 millones, en contraste con el incremento de las partidas de gastos en $28.209 millones.

Algunos economistas y politólogos atribuirán semejante relajamiento del “ajuste fiscal”, a una decisión política en el último tramo de la campaña electoral, hasta el 27 de octubre.

Pero, sin excluir esa presunción, una vez más quedó de manifiesto el daño que sobre las finanzas públicas provocan la devaluación y la aceleración de la inflación, porque por un lado debilita el desempeño esperado de los recursos tributarios, al generar recesión, más aún cuando se busca compensar esos efectos con un paquete fiscal de resignación de ingresos; y por el otro, acelera los gastos indexados, como los de la Seguridad Social, jubilaciones, pensiones y Asignación Universal por Hijo, principalmente.

 Los datos explicitados en el Anexo de la DA 847 permitieron detectar la proyección para el resto del año de un aumento de los recursos presupuestarios en $5.118,5 millones, en contraste con el incremento de las partidas de gastos en $28.209 millones

Los principales refuerzos presupuestarios para el último trimestre de 2019, los cuales suelen aclarar en el Ministerio de Hacienda que “no necesariamente serán ejecutados”, corresponden a:

Obligaciones a cargo del Tesoro por $5.260,3 millones;

Transferencias a Cajas Previsionales Provinciales, Ministerio de Salud y Desarrollo Social: $5.005,2 millones;

Obras de pavimentación Plan Nacional Vial Fase I, Ministerio de Transporte: $4.143,5 millones;

Prestación de Previsión Social, Ministerio de Defensa: $3.360 millones;

Desarrollo del Plan Antártico: $2.527,1 millones;

Administración de Beneficios Previsionales Prefectura Naval Argentina, Ministerio de Seguridad: $2.522,7 millones;

Asistencia financiera a empresas públicas, Ministerio del Interior $5.469,5 millones, a cargo del Ministerio del Interior. Aunque se compensa con un recorte de la partida aprobada para tal fin a cargo del Ministerio de Hacienda en $4.330,7 millones;

Sistema Nacional de prevención de la tortura y otros tratos o penas crueles o inhumanos, a cargo del Poder Legislativo Nacional: $1.091,7 millones; entre otros.

Semejante dinámica del gasto público, con el consecuente efecto negativo sobre el resultado de las finanzas públicas, llevó al ministro Lacunza a destacar ayer “la importancia de bajar el déficit fiscal, para reducir la inflación, sobre todo cuando ya no se cuenta con fuentes de financiamiento interno; cae la demanda de dinero porque la población no quiere pesos; y los inversores internacionales ya no quieren renovar deuda al vencimiento y quieren cobrar en efectivo”.

(Visited 5 times, 1 visits today)
Seguir leyendo

Economia

Los billetes de cinco pesos salen de circulación: ¿hasta cuándo se pueden usar?

Publicado

on

Por

El Banco Central de la República Argentina (BCRA) dispuso que los billetes de 5 pesos salgan de circulación en febrero de 2020. Pero, ¿hasta cuándo se podrán utilizar? Según informó la entidad, hasta el 31 de enero de 2020 serán válidos y deberán aceptarlos todos los negocios y comercios del país para cualquier transacción. Además, hasta el 28 de febrero del año próximo, los bancos y demás entidades financieras deberán recibir los billetes de 5 pesos para su canje por monedas o para la acreditación en cuentas.

Gradualmente, los billetes de 5 pesos serán reemplazados con la moneda de color plateado que lleva como dibujo un árbol de arrayán y que ya está en circulación. En la actualidad, coexisten tanto el billete como la moneda del mismo valor. “Al tratarse del billete de menor denominación, el papel de 5 pesos sufre un deterioro más veloz que el resto de los billetes. Actualmente, circulan 510,6 millones de unidades de este billete, con la imagen del General José de San Martín en su anverso, que se emitió a partir de 1998”, detallaron desde el BCRA.

En 2017, la entidad monetaria inició un programa de destrucción de billetes deteriorados, como parte de su plan para mejorar la calidad del dinero circulante. En mayo de 2018, por ejemplo, quedó fuera de circulación el billete de 2 pesos.

El cronograma indicado por el BCRA para el papel de 5 pesos es el siguiente:

Desde el 1 de agosto de 2019 comienza el retiro de circulación de los billetes.

– Hasta el 31 de enero de 2020 se puede utilizar en todos los negocios y comercios del país para cualquier transacción.

– A partir del 1° de febrero de 2020 deja de tener poder cancelatorio.

– Hasta el 28 de febrero de 2020 las entidades financieras deberán canjearlos o acreditarlos en cuentas.

(Visited 4 times, 2 visits today)
Seguir leyendo

Economia

Macri: “Esta carga impositiva es imposible para las familias y para las pymes”

Publicado

on

Por

El presidente Mauricio Macri se refirió a la fuerte carga impositiva que deben afrontar las familias y las empresas en la Argentina. Según aseguró, durante su gestión se pudo comprobar que cuando se le quita “la pata de encima”, el campo produce mucho más. “Hay más fletes, hay más exportaciones y tenemos más dólares”, dijo.

El jefe de Estado marcó diferencias con el Frente de Todos, que deslizó que habrá cambios en Bienes Personales en caso de ganar las elecciones. “Cuando escucho a algunos que quieren volver a poner retenciones y más impuestos a la clase media y a las pymes, digo: “¡Por favor!”, reflexionó Macri en una entrevista concedida a una radio de Pergamino.

Y reconoció: “Esta carga impositiva es imposible para la clase media y para el desarrollo de las pymes”.

Cuánto pagan de impuestos las empresas del mundo (Infografía: Marcelo Regalado)
Cuánto pagan de impuestos las empresas del mundo (Infografía: Marcelo Regalado)

Recientemente, Infobae reveló que la presión tributaria que sufren los argentinos es extrema. A las empresas no les alcanzan el total de sus utilidades para cumplir con las obligaciones que les impone el fisco. Solo la supera La Unión de las Comoras, en Sudáfrica oriental, con 219,6 por ciento. En Bolivia es 83,7%; Brasil, 65,1%; China, 64,9%; y Venezuela, 64,6% por ciento.

El relevamiento, realizado por el Banco Mundial junto a la Organización No Gubernamental Doing Business, define la tasa tributaria total a partir del “monto de impuestos y contribuciones obligatorias que pagan las empresas después de justificar las exenciones y deducciones permitidas como porción de las utilidades comerciales. Excluye los gravámenes retenidos (como al ingreso personal) o cobrados y remitidos a autoridades fiscales (como al valor agregado -IVA-, a las ventas o tributos a los bienes y servicios”.

(Visited 3 times, 1 visits today)
Seguir leyendo

Más Visitadas