Connect with us

Internacional

Estados Unidos aprobó el primer medicamento derivado de la marihuana

Publicado

on

Estados Unidos aprobó este lunes el primer medicamento derivado de la marihuana para la venta en el país. El Epidiolex será usado para tratar dos tipos raros pero severos de epilepsia infantil.

Elaborado por la británica GW Pharmaceuticals, el Epidiolex usa cannabidiol purificado, o CBD, que es uno de más de 80 componentes activos de la planta de cannabis.

“Este es un importante avance médico”, anunció el Comisionado Scott Gottlieb, de la Administración de Alimentos y Medicamentos (FDA, por su sigla en inglés).

“Pero también es importante notar que esta no es una aprobación de la marihuana o de todos sus componentes. Es la aprobación de un medicamento específico de CBD para un uso específico”, agregó.

El medicamento fue aprobado para tratar los síndromes de Lennox-Gastaut (LGS) y de Dravet, tipos de epilepsia causan severas convulsiones, en pacientes de dos o más años de edad, señala la FDA.

El síndrome Dravet es una rara condición genética que causa convulsiones frecuentes relacionadas con la fiebre, espasmos musculares involuntarios y continuas convulsiones potencialmente mortales, que requieren atención médica de emergencia.

Los niños que lo padecen “típicamente experimentan un desarrollo deficiente del lenguaje y las habilidades motoras, hiperactividad y dificultades para relacionarse con otras personas”, indicó la FDA.

Al igual que el síndrome Dravet, el de Lennox-Gastaut también comienza en la infancia y causa múltiples tipos de convulsiones, en tanto la mayoría de niños afectados experimentan problemas de aprendizaje, deficiencia intelectual y necesitan ayuda con sus actividades diarias.

“Para aquellos que viven con convulsiones intratables causadas por los síndromes LGS y Dravet, el Epidiolex representa un verdadero avance médico”, manifestó Philip Gattone, presidente y CEO de la Fundación para la Epilepsia.

Antes de que el medicamento pueda comercializarse, la FDA debe reclasificar el CBD, que es considerado como una droga con alto riesgo de abuso y sin valor médico porque deriva de la marihuana.

Se espera que este procedimiento se realice en 90 días, según GW Pharmaceuticals, que comercializará la medicina a través de su subsidiaria Greenwich Biosciences.

La Agencia Europea de Medicinas actualmente revisa el uso de Epidiolex para tratar convulsiones vinculadas a los síndromes LGS and Dravet y su decisión se prevé el próximo año.

La efectividad del Epidiolex fue estudiado en tres pruebas aleatorias que involucraron a 516 pacientes con uno de los síndromes, con el fin de comparar el uso del medicamento con el de un placebo.

(Visited 30 times, 1 visits today)
Comentá aquí

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Internacional

Con caravanas y marchas, crecen los pedidos de destitución de Jair Bolsonaro por su gestión de la pandemia

Publicado

on

Por

Grupos de derecha, antes aliados del presidente de Brasil, se suman a las protestas. Se demora la vacunación en pleno avance del coronavirus.

Miles de brasileños salieron a las calles el domingo por segundo día consecutivo para pedir el juicio político del presidente Jair Bolsonaro, al que acusan de ser débil ante la pandemia de coronavirus, que dejó más de 216.500 muertos en el país.

Dos importantes grupos que reúnen a militantes de centroderecha en Brasil organizaron este domingo una caravana de automóviles en San Pablo para pedir que Bolsonaro sea sometido a un impeachment por su cuestionada gestión de la pandemia, y cuando se demora el plan de vacunación.

La protesta de los grupos de derecha se produce un día después de que partidos de izquierda, sindicatos y movimientos sociales organizaran extensas caravanas en al menos 50 ciudades de Brasil para pedirle al Congreso que inicie un juicio de destitución al líder ultraderechista.

El Movimiento Brasil Libre (MBL) y la organización Vem Pra Rua (Ven a la Calle) reunieron a unos 50 automóviles en una caravana que recorrió varias calles de la mayor ciudad de Brasil y pasó por lugares emblemáticos como la Avenida Paulista y el Parque de Ibirapuera, tras haberse concentrado frente al estadio de Pacaembú.

Votantes desencantados

Estos dos movimientos fueron los mismos que lideraron hace cinco años las multitudinarias protestas en las calles para exigir la destitución de la entonces presidenta Dilma Rousseff, a la que el Congreso despojó del mandato en 2016, y que apoyaron la elección de Bolsonaro en 2018.

A diferencia de las manifestaciones del sábado, en que destacaron las banderas rojas, en la protesta de este domingo dominaron las de Brasil, con las que marchan los seguidores de Bolsonaro.

Además de llamar la atención con sus bocinas, los manifestantes exhibieron carteles con mensajes contra el líder ultraderechista y su ministro de Salud, el general del Ejército Eduardo Pazuello, y pidiendo medidas más eficaces para combatir la pandemia en Brasil.

Un cartel pide el impeachment contra Bolsonaro, durante una protesta este sábado en Brasilia. Foto: AFP

Un cartel pide el impeachment contra Bolsonaro, durante una protesta este sábado en Brasilia. Foto: AFP

Tanto los grupos de derecha como los de izquierda quieren que el Congreso vote alguno de los 57 pedidos de apertura de juicio político destituyente contra Bolsonaro que fueron presentados a la Cámara Baja y que cuestionan al presidente principalmente por su negacionismo frente a la gravedad del covid-19.

Brasil, con 210 millones de habitantes, es uno de los epicentros globales de la pandemia; el segundo país con más muertes en el mundo por covid-19 después de Estados Unidos, y el tercero con más contagios, con 8,8 millones de casos.

Pese a ello, Bolsonaro se mantiene como uno de los gobernantes más negacionistas sobre la gravedad del covid, que llegó a tildar de “gripecita”; se opone a las medidas de distanciamiento social y hasta al uso de tapabocas, e insiste en que la eficacia de las vacunas no está científicamente probada.

Grupos de derecha se sumaron a la oposición de izquierda en las protestas contra Jair Bolsonaro. Foto: REUTERS

Grupos de derecha se sumaron a la oposición de izquierda en las protestas contra Jair Bolsonaro. Foto: REUTERS

Además, muchos brasileños están indignados con la lentitud en la campaña de vacunación. que recién comenzó la semana pasada, tras la autorización para el uso de emergencia de 6 millones de dosis de la vacuna china CoronaVac y 2 millones de la británica AstraZeneca/Oxford, que después de varios retrasos llegaron a Brasil este viernes desde India, donde se fabrican.

“Traidor”

“Vine a mostrar mi indignación y me rechazo al fraude electoral del que fui víctima. Yo voté en el presidente Jair Bolsonaro, ayudé a que llegara al poder, luche y participé en campañas en todo Brasil. Y hoy estoy aquí pidiendo su destitución”, declaró a la agencia EFE Ana Claudia Graffi, una de las organizadoras de la caravana.

La militante agregó que, como su compromiso es con Brasil y no con un político, “vine aquí a pedir la destitución de ese traidor. Traicionó a Brasil. Abandonó las pautas anticorrupción; entregó a Brasil en las manos de los partidos clientelistas; está aliado con los que no vale nada y hoy vemos su negacionismo, fuera de lo común, ante una pandemia que ya deja más de 214.000 muertos”.

Otra de las organizadoras, que sólo se identificó como Patricia, afirmó a EFE que fue una de las militantes que salió a las calles a pedir la destitución de Rousseff y a pedir votos por Bolsonaro.

Crecen las protestas contra Bolsonaro por la gestión de la pandemia. Foto: EFE

Crecen las protestas contra Bolsonaro por la gestión de la pandemia. Foto: EFE

“Pero perdí 23 amigos en la pandemia. Y cuando un presidente dice que es sólo una gripecita y tiene una postura como esa ante 216.000 muertos, no tiene condiciones de continuar liderando nuestro país”, afirmó la mujer, quien destacó que la remera que usaba, con un letrero exigiendo la destitución del mandatario, era la misma que vistió hace cinco años en las protestas contra Rousseff.

En la caravana de este domingo participaron los diputados Alexandre Frota y Kim Kataguiri, otros dos seguidores de Bolsonaro que se arrepintieron de haber apoyado al líder ultraderechista.

“Es hora de mostrar nuestro rechazo al mayor fraude electoral en la historia de Brasil”, aseguró el MBL en su convocatoria.

Popularidad en baja

Las presiones por la salida de Bolsonaro ganaron fuerza el viernes con la divulgación de una encuesta que mostró que la evaluación negativa del mandatario subió hasta el 40% y la evaluación positiva cayó hasta el 32%.

Además de evidenciar la caída de la popularidad del gobernante, el mismo sondeo indicó que 42% de los electores brasileños defiende la apertura de un juicio político contra el presidente frente a un 53% que aún lo rechaza.

De los 62 pedidos de apertura de juicio político contra Bolsonaro recibidos hasta ahora por el Congreso, cinco fueron rechazados y los otros 57 están sobre la mesa del presidente de la Cámara de Diputados que será elegido la primera semana de febrero.

El actual presidente de los Diputados, Rodrigo Maia, asegura que Bolsonaro merece ser juzgado por sus omisiones ante la pandemia pero alega que abrirle un juicio en estos momentos es contraproducente debido a que agravaría la actual crisis.

(Visited 3 times, 3 visits today)
Seguir leyendo

Coronavirus

Nicolás Maduro presentó unas “gotas milagrosas” que supuestamente “neutralizan al 100 % el coronavirus”

Publicado

on

Por

En cadena nacional, el dictador venezolano aseguró que el Carvativir es efectivo contra el virus. Esta es la primera vez que se nombra el desarrollo y, hasta el momento, no se difundió ningún estudio científico

El dictador de Venezuela, Nicolás Maduro, presentó este domingo unas gotas que calificó como “milagrosas” y que, aseguró, neutralizan la covid-19 en un 100 % al usarlas cada cuatro horas. Esta es la primera vez que se nombra el medicamento Carvativir y no hay ningún estudio científico publicado sobre él.

“Habiendo recibido el permiso sanitario oficial del país, puedo presentar la medicina que neutraliza el 100 % del coronavirus, el Carvativir, mejor conocido como las gotitas milagrosas de José Gregorio Hernández”, dijo Maduro durante una alocución televisada en la que ofreció un balance sobre la pandemia en Venezuela.

Este tratamiento, explicó, “es producto de varios estudios clínicos, científicos y biológicos que se extendieron durante nueve meses e incluyeron experimentación en enfermos, moderados y graves, que, siempre según el mandatario, se recuperaron de la enfermedad gracias a estas gotas”.

“Diez gotitas debajo de la lengua, cada cuatro horas, y el milagro se hace, es un poderoso antiviral, muy poderoso que neutraliza el coronavirus”, insistió Maduro, para luego señalar que todo lo relacionado con este producto “se va a publicar en revistas internacionales”.

El Carvativir, prosiguió, es una medicina “totalmente inocua”, pues “no tiene ningún efecto secundario ni negativo”, o al menos así lo demuestran, dijo, los “experimentos masivos” que se hicieron en Venezuela.

Fotografía cedida hoy por la oficina de Prensa del Palacio de Miraflores que muestra al presidente venezolano Nicolás Maduro mientras muestra un frasco de Carvativir, en Caracas (Venezuela). EFE/PRENSA MIRAFLORES
Fotografía cedida hoy por la oficina de Prensa del Palacio de Miraflores que muestra al presidente venezolano Nicolás Maduro mientras muestra un frasco de Carvativir, en Caracas (Venezuela). EFE/PRENSA MIRAFLORES

“Tengo esta semana una reunión con todas las autoridades de Salud del país y vamos a establecer el sistema de distribución directa para que todos los Centros de Diagnóstico Integral, todos los hospitales y todos los ambulatorios tengan el Carvativir por cientos. Ha demostrado una efectividad tremenda”, aseveró.

Maduro no quiso revelar la identidad del científico principal que está detrás de la creación de las gotas. Pero aseguró que se trata de “una mente brillante” y que por el momento “lo protegerán”.

Además, Maduro prometió exportar miles de dosis de Carvativir a los países que junto a Venezuela integran el bloque ALBA-TCP (Cuba, Nicaragua, Bolivia, Haití y otras naciones caribeñas) y comercializarlo con otros países con los que mantiene una “relación estratégica”, aunque no mencionó ninguno.

Añadió que la vicepresidenta chavista, Delcy Rodríguez, entregará toda la información al director de la Organización Mundial de la Salud (OMS), Tedros Adhanom Ghebreyesus, “para que conozca y certifique este poderoso antiviral”.

Maduro llama al Carvativir “gotas milagrosas” en alusión al médico venezolano José Gregorio Hernández (1864-1919), que es considerado venerable por la Iglesia Católica y será beatificado este año, luego de que el papa Francisco aprobase un milagro que se le atribuye a este galeno.

El dictador, además, ratificó que a mediados de abril comenzará en Venezuela la vacunación masiva contra el coronavirus y prometió que en los próximos días se habilitará el puente aéreo con Rusia para recibir 10 millones de la Sputnik V. Dijo asimismo que su régimen tiene buenas ofertas de vacunas y que está en conversaciones para que al país también lleguen más dosis desarrolladas por otras compañías.

También anunció que a partir de este lunes comenzará una semana de flexibilización, como parte del modelo del régimen para frenar el avance de la pandemia, el método 7+7, con una semana de restricciones y otra de apertura económica. “Estamos rodeados por Colombia y Brasil, países que tienen incontrolados el virus. Entonces nosotros siempre tenemos que estar renovando los métodos de control. Hay que combinar la cuarentena radical con los periodos de flexibilización. Sin lugar a dudas, es así el método”, dijo.

(Visited 3 times, 3 visits today)
Seguir leyendo

Internacional

La espectacular cueva más grande del mundo, amenazada por proyectos turísticos

Publicado

on

Por

Vietnam analiza crear infraestructuras en la cueva de Son Doong, con formaciones rocosas del tamaño de rascacielos y túneles de varios kilómetros.

En el corazón de la jungla de Vietnam, Son Doongla cueva más grande del mundo, con formaciones rocosas del tamaño de rascacielos, es un modelo de ecoturismo abierto a los visitantes desde hace ocho años, pero está amenazado por proyectos turísticos.

Este laberinto subterráneo, excavado y erosionado durante millones de años, alcanza en algunas zonas los 200 metros de alto, o sea que podría contener un bloque de edificios neoyorquinos con rascacielos de 40 pisos.

Su interior alberga un túnel de más de cinco kilómetros, una barrera de calcita de 90 metros de altura –la “Gran Muralla de Vietnam”– y estalagmitas y estalactitas gigantescas.

El ingreso a Son Doong, una cueva que en sectores llega a tener hasta 200 metros de altura. Foto: Nhac Nguyen / AFP

El ingreso a Son Doong, una cueva que en sectores llega a tener hasta 200 metros de altura. Foto: Nhac Nguyen / AFP

Un recolector local, Ho Khanh, la descubrió por casualidad en 1991 al encontrar la entrada de la cueva y escuchar el sonido de un río en su interior. Se hallaba escondida en el parque nacional de Phong Nha-Ke Bang, declarado patrimonio mundial por la Unesco.

Khahn intentó volver a ella pero no logró encontrar la abertura, oculta en medio de una frondosa jungla, y el lugar cayó en el olvido durante casi 20 años. Hasta 2009, cuando Khanh y un equipo de investigadores británicos localizaron la entrada y cuatro años después una parte se abrió a los turistas.

Desde entonces, solo una agencia de viajes, Oxalis, ha sido autorizada a mostrarla, para limitar el número de visitantes.

Hay una sola agencia de viajes autorizada a ingresar con turistas a la cueva. Foto:  Nhac Nguyen / AFP

Hay una sola agencia de viajes autorizada a ingresar con turistas a la cueva. Foto: Nhac Nguyen / AFP

El objetivo es evitar los errores cometidos en algunos lugares emblemáticos del país, como la bahía de Ha Long o las playas de Nha Trang, amenazadas por el turismo masivo.

Solo unos cientos de visitantes entran en Son Doong cada año. El ingreso cuesta unos 60 dólares por visita y 3.000 por cuatro días de exploración.

Ho Khanh, actualmente de 52 años, explica que les dice a los jóvenes que enseñan la cueva que “su principal deber es proteger el medioambiente para que la explotación (del lugar) también beneficie a nuestros hijos”.

El ingreso a Son Doong no es barato: US$ 60 por una visita y US$ 3.000 por 4 días de exploración. Foto: Shutterstock.

El ingreso a Son Doong no es barato: US$ 60 por una visita y US$ 3.000 por 4 días de exploración. Foto: Shutterstock.

El dinero recaudado beneficia principalmente a la población local, una bendición en esta región pobre del centro del país.

Antes los jóvenes iban al parque nacional a cortar ilegalmente la madera de agar, que se usa para fabricar incienso. Otros cazaban civetas y puercoespines, especies en vías de extinción.

“Siempre estábamos bajo la amenaza de los guardabosques (y) no hacíamos nada bueno por la naturaleza”, cuenta Ho Minh Phuc, un ex leñador que se reconvirtió en porteador para los grupos autorizados a explorar la gruta.

El dinero que se recauda con el turismo beneficia sobre todo a la población local, en una zona pobre del centro del país. Foto: Shutterstock

El dinero que se recauda con el turismo beneficia sobre todo a la población local, en una zona pobre del centro del país. Foto: Shutterstock

Entre guías, porteadores y propietarios de pequeños alojamientos para turistas, unos 500 lugareños viven gracias a Son Doong y a las otras cavidades gigantescas del parque nacional. Pero sigue habiendo muchas amenazas, como señala la UNESCO en un informe de 2019.

Se abandonó un proyecto de teleférico a Son Doong, pero todavía se estudia otro para llegar a una cueva situada a 3,5 km de distancia. Esto provocará “un cambio radical en la naturaleza de las ofertas turísticas propuestas (…) y sin duda habrá un impacto irreversible en el entorno, en gran parte virgen”, advirtió la Unesco. Los expertos también están preocupados.

La pandemia golpea de lleno el turismo en Vietnam: el número de visitantes extranjeros cayó casi un 80% en 2020 con relación a 2019, cuando el país acogió a 18 millones de turistas del mundo, todo un récord.

Se abandonó un proyecto de teleférico a Son Doong, pero se estudia otro a una cueva situada a 3,5 km. Ello provocaría "un impacto irreversible en el entorno, en gran parte virgen", advirtió la Unesco.

Se abandonó un proyecto de teleférico a Son Doong, pero se estudia otro a una cueva situada a 3,5 km. Ello provocaría “un impacto irreversible en el entorno, en gran parte virgen”, advirtió la Unesco.

La situación económica es tal que, una vez que termine la crisis sanitaria, Vietnam podría ceder a los promotores y desarrollar infraestructuras en torno a las cavidades del parque, advierten los expertos.

Las autoridades han puesto en marcha “políticas de protección muy buenas, pero a menudo las ignoran”, sostiene Peter Burns, consultor que trabajó en un proyecto de turismo sostenible en Vietnam.

Para el porteador Phuc, es esencial no sucumbir a un turismo de masas después de la pandemia en Son Doong. “Eso sería terrible”, esta maravilla natural quedaría reducida a la mínima expresión en unos años y nuestro modo de sustento desaparecería, alerta.

(Visited 6 times, 1 visits today)
Seguir leyendo

Más Visitadas