Connect with us

Actualidad

El Festival de Alta Montaña tuvo una apertura con “coronita”

Publicado

on

La reina de la Vendimia de Las Heras 2020, Candela Ávila, fue recibida por sus vecinos uspallatinos este viernes en una caravana de bienvenida, una hora antes de iniciar la trigésima edición del encuentro folclórico.

Las familias de Uspallata se apostaban en las esquinas para verla pasar, saludarla, filmarla y tomarle fotografías. Era ella, la vecina que conocen de niña, vestida con sus atributos para devolver a su pueblo el apoyo, el respeto y el amor recibidos durante estas tres semanas de reinado departamental.

Candela Oriana Ávila llegó al valle en una caravana de bienvenida que aportó el marco ideal para con ella realizar la apertura de la trigésima edición del Festival de Alta Montaña. La banda de música del RIM 16 llenó de ritmos tradicionales el recorrido al esperar a “Cande” –como la conocen todos los uspallatinos- en el kilómetro 0 de la Villa de Uspallata, frente a las puertas del Centro Cultural. Y una masa de gente aplaudía el paso de las camionetas que transportaban no sólo a la reina de la Vendimia de Las Heras 2020, sino también a la virreina Romina Agostina Martínez Quiroga y a la corte de soberanas distritales.

La caravana terminó en el escenario montado en el Camping Municipal con los locutores Heliana Mocayar, Mariano Tapia y Antonio Ginart anunciando su arribo al festival más alto de la Argentina, uno de los más tradicionales de la región que hasta este domingo 9 se desarrollará, como cada febrero, bajo el imponente cielo nocturno de Uspallata.

Los sabores típicos de la comida regional y las formas y colores de las artesanías locales completan el clima perfecto de este encuentro predominantemente folclórico que cada año convoca a miles de familias mendocinas y turistas. De hecho, este viernes las instalaciones del camping lucían casi completas de carpas y casillas rodantes.

La grilla artística de esta primera jornada estuvo marcada por el folclore joven. Desde la danza fue integrada por los ballets uspallatinos Raíces de la Danza, Sol de Horus, Huellas de Uspallata y La Danza en el Alma; y la cantante del Valle Lourdes Cuello ofreció sus versiones de clásicos folclóricos.

De los separadores con humor entre una actuación y otra se hizo cargo el elenco de teatro de improvisación Tostadora Teatro.

En medio de una gira por el país y Latinoamérica, en la que sigue compartiendo escenarios con Abel Pintos, pisó el escenario de Alta Montaña Sebastián Garay. Y fue el preludio de un cierre con aires renovados para nuestra música popular. Porque la noche de apertura concluiría con la presentación de Campedrinos.

Los amigos Sergio y Agustín son Campedrinos, lograron ser revelación en los festivales más importantes del país y vinieron desde Buenos Aires para contagiar de folclore argentino a la juventud festivalera.

La noche de este sábado 8 recibirá la figura estelar del Chaqueño Palavecino, así como a la Compañía Rústica Tango, los ballets Almas Cuyanas, Atemporal y Fortín Huarpe, el debut como cantante de Ricardo Mur con su grupo Cuyano’s Son, el humor uspallatino de Venancio y Chingolo y la cautivante música cuyana de Las Hermanas Abraham.

Sombras del Alba, Los del Valle, Amuleto, Merlina, Alexis Muñoz y Los Trovadores de Cuyo formarán parte de la grilla del domingo 9, cuyo final de esta edición 2020 del Festival de Alta Montaña caerá en la dinámica y siempre entusiasta puesta musical de los puntanos de Algarroba.com.

Fuente : Prensa Las Heras

(Visited 17 times, 1 visits today)
Comentá aquí

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Actualidad

LASHERINA, USPALLATINA, LA REINA DE LAS ALTURAS, SUEÑA REPRESENTAR A LA PROVINCIA

Publicado

on

Fotos Gentileza Prensa Municipalidad de Las Heras. 

La soberana departamental de Las Heras es de  Uspallata y busca enaltecer las bondades de su gente en toda la provincia. Tiene 19 años y es profesora de música. Estudia Comercio Internacional y Aduana “para volver a mi pueblo uspallatino porque allí nací, me crie y allí quiero por siempre vivir”.

Candela Oriana Ávila no se animaba a inscribirse para representar a su pueblo de Uspallata y Alta Montaña en la Vendimia de Las Heras 2020. Confiesa que fueron sus padres y sus amigos quienes la convencieron. Y ve en ciertos hechos de su joven vida cómo se entreteje el destino que hoy la lleva a ser la reina departamental de los lasherinos.

“Me fui a vivir a Buenos Aires y no aguanté nada, extraño mucho a mi familia, mi lugar. Por algo volví, habrá sido sin saberlo para ser hoy reina de mi departamento y portar esta corona que me llena de orgullo”, reflexiona Candela, quien a sus 19 años nació y se crió al pie de la Cordillera de los Andes, estudia Comercio Internacional y Aduana en la Ciudad de Mendoza con la mira puesta en volver. Siempre, volver.

“No puedo pasar dos semanas en la Ciudad sin ir a visitar a mis papás y amigos.

Tengo que estar en Uspallata, al menos un fin de semana cada 15 días. Elegí esta carrera porque me dará esa posibilidad de trabajar en mi pueblo. Es mi lugar en el mundo”, confiesa. Y, sobre el reinado departamental, expreso: “Lo mejor de esta experiencia es recibir el cariño de mi gente, de los vecinos”.

La soberana 2020 fue elegida a mitad de enero tras la fiesta “Retazos de historia”, y estrenó corona diseñada especialmente por Las Pascual para la Municipalidad de Las Heras.

Entusiasmada por este nuevo camino que está transitando, a Candela le brillan sus ojos a la par de su corona que refleja las Bóvedas o el Cristo Redentor. “Amo Las Heras, tenemos tanto para ofrecer al mundo entero.

Tanta historia, tanta pasión, somos gente pujante que busca superarse todos los días. Eso lo veo y es lo que me transmitieron mis padres”, cuenta ella, hija única, cuyo papá Alberto es nacido y criado en Uspallata y se dedica al campo, así como su mamá Paola Flores que es uspallatina de pura cepa y trabaja como encargada de un local con restorán y panadería.

Aunque su familia íntima esté formada por ellos tres, Candela viene de una familia numerosa ya que su padre tiene 11 hermanos. “Tengo un montón de tíos y primos. Somos muy unidos, las fiestas de fin de año o los cumpleaños son multitudinarios siempre”, confirma con una amplia sonrisa.

Se siente una privilegiada de haber nacido y crecido en Alta Montaña, de ahí su amor por la naturaleza y los animales. “Defiendo nuestros recursos naturales así como lucho contra el maltrato animal.

Vivimos en una sociedad cada vez más acelerada y con mucha tecnología, lo que nos hace perder el tiempo en cuestiones banales y no priorizar lo esencial de la vida que son las relaciones humanos y con nuestro medioambiente”, considera la reina lasherina.

En cuanto sus estudios terciarios, Candela reconoce que eligió Comercio Internacional y Aduana porque “me dará la posibilidad de volver a vivir en mi distrito” ya que Uspallata es el centro aduanero más importante de la provincia.

Desde su lugar como reina departamental se compromete a trabajar en proyectos que tengan que ver con la contención social y con situaciones de vulnerabilidad de la sociedad. “Pero desde una cuestión de inclusión, de integración de esas personas excluidas para que sean valoradas por la comunidad, la familia entera, no sólo los niños o las problemáticas de emergencia social”, apunta quien tiene una debilidad por los niños y a ellos –como profesora- ofrece clases de música en Uspallata.

Amante de la música, Candela Oriana Ávila ejecuta de modo amateur flauta traversa, saxo y trompeta.

Para la reina de Las Heras, la Vendimia “se respira en las calles, en cada barrio, en el amor por lo cotidiano, en el cariño por lo nuestro. Por eso digo que en mi departamento, que no es viñatero, a los vecinos nos une la Vendimia del trabajo diario, del esfuerzo, del estudio, del progreso y del respeto por nuestra historia. La Vendimia nos da vida, nos renueva y fortalece como comunidad; la Vendimia somos todos”, concluye.

 

 

(Visited 65 times, 1 visits today)
Seguir leyendo

Actualidad

CON EXITO CERRO LA TERCERA Y ULTIMA NOCHE DE LA EDICION DEL FESTIVAL DE ALTA MONTAÑA

Publicado

on

El encuentro lasherino marca presencia en el calendario festivalero de la provincia gracias a su espíritu folclórico que se mantiene intacto. Este año mostró aires renovados con Campedrinos, el emblema de nuestra música popular que convoca multitudes, el Chaqueño Palavecino; y la enérgica actuación de los puntanos de Algarroba.com.

Pocos festivales en la provincia y el país logran consolidar y mantener sus raíces populares, su identidad con el pueblo que lo gestó, su compromiso nacionalista y –sobre todo- la pasión tradicionalista para con el folclore que nos representa. Ya van 30 años, 30 ediciones de tradición en permanente manifiesto por expresar el arte, las costumbres y la cultura de su gente. El Festival de Alta Montaña, en Las Heras, eleva su espíritu cuyano en sintonía con el orgullo lasherino que cada febrero hace cumbre en plena Cordillera de los Andes para cautivar a locales y visitantes desde la Villa de Uspallata.

Allí nació, creció y se consolidó este encuentro popular, a la par de un valle de vecinos pujantes, unidos por la historia de un departamento sanmartiniano que forja futuro en base al respeto por sus orígenes precolombinos, al cuidado de su tierra divina y al sueño compartido de superarse con trabajo y dignidad cada día.

La trigésima edición volvió a convocar una multitud cada noche, este fin de semana del viernes 7 al domingo 9, a fuerza de la presencia del ícono del folclore nacional, Chaqueño Palavecino; pero también de la fuerza juvenil de Campedrinos que trajo aires renovados para la tradición musical de nuestro pueblo. Así como la energía escénica de Algarroba.com logró cerrar el festival al ritmo festivo del cancionero popular, fusionando cumbia y rock con folclore.

La grilla artística mantuvo la mayoría de músicos y bailarines uspallatinos, junto con la llegada de figuras del folclore mendocino como Sebastián Garay, Los Trovadores de Cuyo y Las Hermanas Abraham. Sobre el escenario se homenajeó a la reina de la Vendimia de Las Heras 2020, la uspallatina Candela Ávila; y el arte dancístico de ballets locales junto a la banda de música del RIM 16 recordó los 250 años de nacimiento y 200 años de muerte del general Manuel Belgrano.

El punto alto de este reconocimiento al prócer creador de la bandera argentina lo aportó el ballet Sombras del Alba, dirigido por Mariano Palacios, que conmovió con una sentida interpretación actoral y dancística en una escena que terminó vestida de celeste y blanco. El público se involucró con la puesta para entonar todos juntos el Himno Nacional Argentino, mientras se izaba la bandera en uno de los costados del escenario de Alta Montaña.

El diseño escenográfico del festival apostó por reflejar el paisaje lasherino más autóctono, con sus cerros y delicadas cascadas de agua pura de montaña en colores patrios.

El patio de comidas con sus ranchos de exquisiteces típicas de la región se convirtió en la gran atracción para los comensales que desde las mesas podían seguir paso a paso los shows en una gran pantalla de Led. Pastelitos fritos, carne a la olla, pinchos vegetarianos y chivos a la llama formaron parte del menú para degustar con buena música cuyana. La cerveza artesanal marcó presencia a través de firmas uspallatinas.

Nadie quiso perderse el encuentro, y como Uspallata parece tener un microclima, las lluvias del fin de semana no alcanzaron su poder suficiente para interrumpir la fiesta. Bajo cielos luminosos y en un ambiente templado se desarrolló el festival, al calor de las familias, los artesanos, cocineros y artistas que compartieron el éxito de esta edición 2020.

Imagenes: gentileza Prensa Las Heras

 

 

(Visited 257 times, 1 visits today)
Seguir leyendo

Actualidad

COMUNICADO DE PRENSA DE LA MUNICIPALIDAD DE LAS HERAS

Publicado

on

La Municipalidad de Las Heras informa el estado de situación del departamento, luego del temporal de tormentas que se registró en la jornada del sábado y este domingo por la madrugada.

El saldo que dejó el temporal fue el siguiente: tres viviendas inundadas, cinco viviendas con filtraciones y con peligro de derrumbe y una con derrumbe de techo.

Debido al desprendimiento de rocas, la Ruta Provincial 52 se encuentra cortada a la altura de los surtidores sobre los caracoles de Villavicencio.

Se reactivó la búsqueda de una persona de unos 50 años que cayó al Zanjón de los Ciruelos y fue hallada muerta por ahogamiento en la calle Aristóbulo del Valle frente al camping El Pinar, en el zanjón del Cacique Guaymallén. Trabajó en el lugar Bomberos Voluntarios de Las Heras, Bomberos de Cuartel Central y Defensa Civil de Las Heras.

(Visited 5 times, 1 visits today)
Seguir leyendo

Más Visitadas