Connect with us

Politica

Cartelización de la obra pública: comienzan a declarar 101 ex funcionarios kirchneristas y empresarios

Publicado

on

El juez Claudio Bonadio citó a indagatoria a ex funcionarios kirchneristas y a los ejecutivos de casi todas las empresas que realizaron obra pública civil durante los años 2002 y 2015. Lo hizo en una causa que se abrió a partir de las declaraciones de varios arrepentidos que se dijeron culpables en el entramado de pago de coimas por obra pública en ese período.

El caso de los cuadernos se inició a partir de las anotaciones de Oscar Centeno, el chofer del ex funcionario Roberto Baratta que detalló un sistema de delivery de coimas. Buena parte de los empresarios mencionados aceptaron su responsabilidad en el pago de sobornos y admitieron el delito. Varios funcionarios también admitieron haber cobrado coimas. Baratta niega los hechos relatados por Centeno.

Carlos Wagner, quien fue detenido al comienzo de la causa, fue quien se declaró culpable de haber organizado la cartelización de la obra pública durante el kirchnerismo. Había sido presidente de la Cámara Argentina de la Construcción (CAC) y confesó haber armado un sistema para pagar coimas por las obras públicas que no eran sometidas a procesos de licitación sino que las propias empresas decidían los ganadores de los millonarios contratos. Involucró en ese esquema de negocios oscuros al ex ministro de Planificación Julio De Vido, quien negó la acusación.

Carlos Wagner y Cristina Kirchner (NA)

Carlos Wagner y Cristina Kirchner (NA)

Otro arrepentido que dio información fundamental para explicar la cartelización de la obra pública fue el financista Ernesto Clarens. Es que las coimas acordadas por los funcionarios y los empresarios se pagaban en sus oficinas. Eso lo admitió tanto Clarens como algunos otros empresarios. El financista confesó que cobró dinero en pesos, lo pasó a dólares y lo entregó a Daniel Muñoz, quien fuera secretario privado de Néstor Kirchner. Clarens -citado a indagatoria- también entregó planillas que -según dijo- le dieron en la Dirección Nacional de Vialidad y en las que constaban los ganadores de cada licitación y los porcentajes que cada empresa debía pagar de coimas.

José López, ex secretario de Obras Públicas durante los 12 años de gobierno kirchnerista, confesó haber participado de la maniobra y aseguró que le explicó en enero de 2011 la situación a la entonces presidente Cristina Kirchner. Las indagatorias comienzan este miércoles y se extenderán hasta el 11 de marzo próximo.

José López, ex secretario de Obras Públicas (Centro de Información Judicial (CIJ))

José López, ex secretario de Obras Públicas (Centro de Información Judicial (CIJ))

Entre los empresarios citados a indagatoria se encuentra Angelo Calcaterra, quien en la causa de los cuadernos había admitido haber pagado coimas a Baratta para campañas electorales del kirchnerismo. Pero la acusación contra los empresarios es otra: la cartelización de la obra pública.

Hay varios empresarios arrepentidos que dijeron lo mismo que Calacaterra y ahora se deben enfrentar a más pruebas halladas en el expediente que cuestionan aquellos dichos de agosto pasado. Explican en Comodoro Py que no es lo mismo haber pagado coimas “ocasionalmente” para las campañas que haber participado de un sistema de obra pública cartelizada con licitaciones amañadas y un tarifario de sobornos de acuerdo con los montos pagados por las obras.

Carlos Wagner, Juan Chediack y Gustavo Weiss -los últimos presidentes de la CAC- están entre los empresarios que deberán declarar.

El 25 de febrero será el turno de la indagatoria de la ex Presidente -también por otras siete causas- y el 11 de marzo, cuando culminen las declaraciones, tendrán que presentarse De Vido y López. Y también los funcionarios que estuvieron al frente de Vialidad Nacional, el organismo estatal que controlaba las obras y giraba los fondos para que se hicieran las obras. Y que le aportó -según Clarens- las planillas de cada licitación para controlar el pago de las coimas.

(Visited 6 times, 1 visits today)
Comentá aquí

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Politica

Pidieron la suspensión de un diputado del PRO que está procesado por violencia de género

Publicado

on

Por

El legislador de Juntos por el Cambio Eduardo Cáceres había sido acusado en diciembre por agredir a la dirigente del partido que fundó Mauricio Macri, Gimena Martinazzo

Un grupo de legisladoras de la Cámara de Diputados pidió la expulsión del diputado del PRO Eduardo Cáceres, que forma parte del interbloque de Juntos por el Cambio. El legislador está procesado en una causa por violencia que inició quien fuera su pareja, Gimena Martinazzo, también dirigente del partido que fundó Mauricio Macri.

Desde la cúpula del PRO adelantaron a Infobae que si bien la denuncia y la posterior imputación de Cáceres datan de diciembrela diputada resolvió pedir la suspensión del diputado luego de que fuera procesado sin prisión preventiva. El legislador sanjuanino está acusado por lesiones agravadas por el vínculo y fue embargado por $250.000.

La presentación ante las autoridades de la Cámara de Diputados la hizo Graciela Caselles y adhirieron las legisladoras Jimena López, Mónica Macha, Mara Brawer, Carolina Moises, Liliana Schwindt, Verónica Cáliva, Liliana Yambrun, Patricia Mounier, Estela Beatriz Hernández, Melina Delú, María Graciela Parola, Alcira Figuero y Victoria Rosso.

“La violencia de género en el hogar constituye una flagrante transgresión de los principios consagrados en la Declaración Universal de Derechos Humanos. Entre otras cosas, la violencia contra las mujeres es una violación del derecho a la vida, a la libertad y a la seguridad de su persona (art. 3); del derecho a no ser sometida a torturas ni a penas o tratos crueles, inhumanos o degradantes (art. 5); de la igualdad ante la ley y el derecho a igual protección de la ley (art. 7); del derecho a recurrir a un tribunal imparcial (arts. 8 y 10); del derecho a circular libremente (art. 13), y de la libertad de reunión y asociación”, sostuvo Caselles en su presentación, que envió a Sergio Massa, presidente del cuerpo.

Uno de sus brazos, también con lesionesUno de sus brazos, también con lesiones

Cáceres y Martinazzo habían iniciado una relación a comienzos de 2013 que llegó a su fin en febrero del año pasado. Sin embargo, terminaron en buenos términos y se frecuentaron en más de una oportunidad, ya que los dos hijos de él y el hijo de ella tenían buena relación.

Algunos meses después de finalizada la relación, el 23 de noviembre de 2020, ambos se encontraban en el departamento de Cáceres, en Libertador y San Juan de Ameghino, en la ciudad de San Juan, cuando él empezó a preguntarle por un supuesto romance que tenía con un amigo en común. En un momento, Cáceres le arrebató el celular a Martinazzo y le mandó un mensaje al supuesto tercero en discordia, un hombre llamado Víctor Castro Ciotti, amigo en común de ambos, y que ya había sido confrontado por Cáceres por este tema.

A pesar de que Martinazzo le decía que no había tenido ningún tipo de relación con Castro Ciotti, Cáceres decidió enviarle un mensaje desde el teléfono de ella: “¿Estás”, le preguntó, y a continuación le envió un emoji de un beso.

infobae-image

Mientras Cáceres esperaba la respuesta de Castro Ciotti, Martinazzo vio cómo su ex pareja descargaba en su celular la aplicación Warm con el objetivo de recuperar mensajes robados de una supuesta conversación entre ella y Castro Ciotti.

“Mientras esperaba la respuesta del mensaje que había enviado Cáceres a Castro Ciotti desde el teléfono de la deponente, el denunciado se empezó a ofuscar y comenzó a sacar él mismo conclusiones. Así transcurrieron varias horas en las cuales la damnificada tomaba mates esperando que el denunciado le restituyera el teléfono, sin dormir ambos en toda la noche”, sostuvo Martinazzo en su declaración cuando realizó la denuncia.

infobae-image

Se hizo el 24 de noviembre, y no hubo novedades. Ninguno de los dos durmió esa noche, y por la mañana Martinazzo le pidió a Cáceres que le volviera a escribir a Castro Ciotti para aclararle que había sido él quien le había escrito el mensaje la noche anterior. En vez de hacer eso, Cáceres volvió a escribirle a Castro Ciotti, esta vez a través de Telegram.

“A las 9:00 horas aproximadamente, el Sr. Castro Ciotti, se comunicó al teléfono particular de Eduardo Cáceres, le manifestó que había recibido una llamada y un mensaje de la suscripta y le preguntó qué pasaba al acusado. Cáceres y Castro Ciotti entablaron una conversación telefónica, tras lo cual este último le dijo que no sucedía nada entre él y la deponente”, declaró Martinazzo.

infobae-image

Cerca del mediodía, cuando la mujer ya había recuperado su celular, Cáceres volvió a arrebatarle el teléfono móvil. Esta vez Martinazzo reaccionó con vehemencia: “El acusado le arrebató el teléfono y dio media vuelta, tras lo cual la deponente (Martinazzo) se colgó del cuello del acusado en un intento de sacarle el celular. El imputado comenzó un forcejeo. Inmediatamente la tiró al piso, quedando la suscripta boca arriba y luego Cáceres se le subió encima y se sentó arriba de ella, dándole la espalda y con las manos intentaba taparle la boca, ya que la deponente pedía a gritos auxilio. En un momento dado, el acusado giró y la agarró de los pelos y la tiró al sillón. Una vez en el mismo, la dicente comenzó a defenderse golpeándolo con el taco de su bota que tenía puesta en el hombro del acusado”.

“En ese momento (Martinazzo) se defendió con las manos, lo que provocó rasguños en el rostro, en la mano, en el pecho y en la espalda del encartado (Cáceres). Ella le suplicaba a Cáceres que la dejara respirar y que le diera el teléfono, mientras estaba aprisionada con el cuerpo de él y con el sillón no logrando respirar, estando casi sin fuerzas, temiendo en ese momento por su vida”, amplió la mujer en la denuncia.

Cáceres le envió estos mensajes a MartinazzoCáceres le envió estos mensajes a Martinazzo

A continuación, la mujer denunció que mientras la golpeaba, Cáceres nunca soltó el teléfono celular de la víctima y seguía buscando información de otras supuestas relaciones sentimentales de ella.

Como si haberla agredido no fuera poco, Martinazzo declaró que luego del hecho, “el imputado le sugirió que se pusiera una remera o una camisa manga larga a los fines de ocultar las lesiones que le habían quedado en los brazos, ya que no podía llegar marcada por los golpes a su domicilio y que la vieran así sus hijos”. “En un momento dado, el acusado se acercó, la abrazó, le dijo que la amaba y le pidió disculpas sobre cómo se había portado con ella, ofreciéndole llevarla a su casa en su camioneta”, concluyó Martinazzo. Después de un rato, él la llevó a su casa.

infobae-image

Finalmente, al otro día Cáceres se hizo el desentendido y le escribió como si nada hubiera pasado: “Gordita, te amo. Estaba por decirte que vinieras a almorzar”.

Para Martinazzo, las consecuencias de esa noche de violencia fueron un rasguño a la altura de la ceja izquierda, un rasguño en el mentón, un rasguño en la parte derecha de cuello, hematomas en ambos antebrazos producto del forcejeo, en ambos codos, rasguños en la mano izquierda, hematomas en la muñeca y mano izquierda, un rasguño en la espalda en la región derecha y hematomas en la pierna derecha y rodilla izquierda.

Ahora la causa seguirá su camino judicial. Por la acusación, lesiones agravadas por el vínculo, Cáceres se enfrenta a una posible condena con prisión efectiva.

(Visited 3 times, 3 visits today)
Seguir leyendo

Politica

Otro duro mensaje de Jair Bolsonaro hacia el gobierno de Alberto Fernández por la situación económica y sanitaria de Argentina

Publicado

on

Por

El presidente de Brasil publicó en sus redes sociales un artículo periodístico que da cuenta de un “nuevo éxodo de los argentinos” y que el país vive una “pandemia de desilusión”

Mientras los representantes diplomáticos de Argentina y Brasil negocian contra reloj un encuentro político entre Alberto Fernández y Jair Bolsonaro que sirva de puntapié para relanzar la relación bilateral, el mandatario brasileño utilizó hoy su cuenta en las redes sociales para recomendar un artículo periodístico que da cuenta de un “nuevo éxodo de los argentinos” por la crisis económica y sanitaria.

Con fondo rojo, y sin hacer comentarios personales, Bolsonaro cita un artículo publicado por el diario O Globo, titulado “Epidemia de desilusión, la clase media alta de Argentina busca el exterior como una salida a la crisis”, en donde la periodista Janaína Figueiredo asegura que tras “el fracaso de (Mauricio) Macri y la profundización de la recesión con una crisis de salud, el país vive una pandemia de desilusión”.

Agrega, además, que este fenómeno “se concentra en las clases media y media alta, y los destinos preferidos son España, Estados Unidos, Italia y, en algunos casos, países limítrofes con una vida política y económica menos convulsa, entre ellos Uruguay y Chile”.

El presidente Alberto Fernández; el embajador argentino en Brasil, Daniel Scioli; y el almirante Flavio Viana Rocha, secretario de Asuntos Estratégicos y mano derecha de Jair BolsonaroEl presidente Alberto Fernández; el embajador argentino en Brasil, Daniel Scioli; y el almirante Flavio Viana Rocha, secretario de Asuntos Estratégicos y mano derecha de Jair Bolsonaro

La relación entre Alberto Fernández y Bolsonaro empezó siendo fría y distante, y se acentuaron las diferencias cuando estalló la pandemia. “Nos preparamos para lo peor”, afirmó el presidente de Brasil cuando asumió su par argentino, al tiempo que cuestionó la decisión del gobierno argentino de refugiar al ex presidente de Bolivia, Evo Morales.

Otra crítica tuvo lugar cuando Argentina aprobó la legalización del aborto. Al dialogar con simpatizantes en el Palacio de la Alvorada, la residencia presidencial, afirmó: ”Argentina aprobó el aborto. Y, ¿el Papa dijo algo?”, aseguró en enero de este año en referencia al Pontífice, Jorge Bergoglio, quien criticó en repetidas ocasiones las legalizaciones del aborto en el mundo, pese a que mantiene un buen vínculo con el Gobierno argentino.

Más allá de esto, el embajador Daniel Scioli y la Cancillería buscan que ambos líderes mantengan un encuentro personal el próximo 26 de marzo, cuando se cumplan 30 años de la firma del Tratado de Asunción, que dio inicio al Mercosur.

Alberto Fernández, que al inicio de la pandemia del coronavirus cuestionó con dureza la estrategia sanitaria del país vecino, tiene previsto participar cuatro días antes de ese encuentro de un evento organizado por el Partido de los Trabajadores, el PT de Lula Da Silva, enemigo acérrimo de Bolsonaro, que celebrará el 22 de marzo 41 años de vida. Será la “estrella principal internacional”, e intervendrá en un debate que se titula “Lawfare: el caso Lula y la lucha por su recuperación de sus derechos políticos”. El anuncio causó malestar en la gente cercana a Bolsonaro.

En ese panel que diagramó el PT, el moderador será Fernando Haddad, ex candidato presidencial de Lula en 2018. Haddad fue quien compitió en la segunda vuelta contra Bolsonaro y a quien Alberto Fernández respaldó en aquella oportunidad. Una actitud que el jefe de Estado brasileño nunca perdonará.

Más allá de las críticas cruzadas entre ambos presidentes, hubo un encuentro virtual el 30 de noviembre pasado que sirvió para descongelar el vínculo, sumado a la visita oficial a la Casa Rosada y a la residencia de Olivos en enero de este año del almirante Flavio Viana Rocha, secretario de Asuntos Estratégicos y mano derecha del presidente brasileño. Este movimiento se observó como un gesto de distensión y de acercamiento, y hasta hubo regalo de una camiseta de fútbol de Palmeiras, el club del que es fanático el mandatario brasileño, para su adversario político.

(Visited 6 times, 1 visits today)
Seguir leyendo

Politica

Mauricio Macri lanzará el 15 de marzo su libro “Primer tiempo”

Publicado

on

Por

El ex presidente lo escribió en coautoría con Hernán Iglesias Illa, ex subsecretario de Comunicación Estratégica. En la edición final también participaron el ex titular del Sistema Federal de Medios Hernán Lombardi y el ex secretario de Cultura Pablo Avelluto

El ex presidente Mauricio Macri lanzará el próximo 15 de marzo su libro titulado “Primer tiempo”. En esas páginas dará su mirada sobre la gestión que encabezó y será la excusa para iniciar una serie de recorridas por el país en el inicio del año electoral.

Según fuentes de su entorno, Macri redactó su libro en coautoría con Hernán Iglesias Illa, subsecretario de Comunicación Estratégica durante el gobierno de Cambiemos y responsable de su línea discursiva. La edición estuvo a cargo del ex secretario de Cultura, Pablo Avelluto y al trabajo final también se sumó el ex titular del Sistema Federal de Medios y Contenidos Públicos, Hernán Lombardi.

Con un nombre que despertó suspicacias, ante la posibilidad de que Macri busque en el futuro un “segundo tiempo” de gestión, dirigentes cercanos al ex jefe de Estado se ocuparon de explicar que en ese libro cuenta las cosas que pudo iniciar y las que no, las que deberían retomarse y las que habría que cambiar, en caso de un segundo gobierno de Cambiemos.

Hernán Iglesias Illa, coautor del libro de Mauricio Macri Hernán Iglesias Illa, coautor del libro de Mauricio Macri

Sin embargo, no le dieron crédito a la hipótesis de la intención de volver a competir por un segundo mandato. Macri no será candidato en 2021. En reiteradas oportunidades ha asegurado que la tarea legislativa no lo entusiasma.

Durante el 2006, cuando alternó su actividad como diputado nacional y presidente de Boca Juniors, recibió críticas por haber concurrido sólo a 32 de las 51 sesiones celebradas y por haber participado en apenas 36 de las 280 votaciones, algo que profundizó en el 2007 cuando estuvo ausente en todos los debates del recinto.

“Es un sitio en el que no se debaten ideas; las leyes son paquetes cerrados que envía el oficialismo y los legisladores son solo ‘levantamanos’”, había dicho Macri en su momento para justificarse. Este año, desde el entorno macrista, relataron que Macri tiene varios candidatos “preferidos” para ocupar bancas y los viajes servirán también para trabajar a favor de esos nombres.

El ex secretario de Cultura Pablo Avelluto estuvo a cargo de la edición del libro (NA)El ex secretario de Cultura Pablo Avelluto estuvo a cargo de la edición del libro (NA)

El libro de Macri busca mostrar la contracara de la publicación escrita por el periodista Santiago O’Donnell, que en octubre lanzó “Hermano”, un libro que contiene la crítica mirada de Mariano Macri sobre el ex presidente -su hermanastro- y una oscura trama de conflictos familiares.

Según fuentes partidarias, el libro ya fue objeto de varias revisiones y está listo para ver la luz. En busca de no ser una mera síntesis de gestión, incluye muchas anécdotas de los 4 años de Macri en la Casa Rosada.

(Visited 4 times, 1 visits today)
Seguir leyendo

Más Visitadas